En directo
    América Latina
    URL corto
    210
    Síguenos en

    CIUDAD DE MÉXICO (Sputniki) — El canciller de México, Luis Videgaray, dijo este lunes que expresó a sus contrapartes en la Casa Blanca su "franca molestia", por haber sido recibido en Washington por el presidente de EEUU, Donald Trump, con duros decretos migratorios que incluyen construir un muro fronterizo.

    "Expresamos extrañamiento, preocupación y franca molestia, por lo que significaba en el trato diplomático entre dos naciones amigas, de que el anuncio del muro se realizara precisamente cuando estábamos llegando, fuimos el primer país invitado a la Casa Blanca" por el nuevo Gobierno, dijo Videgaray, en una larga entrevista con la cadena mexicana Televisa.

    El jefe de la diplomacia mexicana amplió por primera vez su desmentido a una versión de que ayudó personalmente a corregir y suavizar el discurso migratorio de Trump, durante una reunión en la Casa Blanca el 25 de enero, con decretos y mensajes que hicieron naufragar un viaje del presidente Enrique Peña Nieto a EEUU.

    El canciller se había limitado a descartar la versión publicada por The Washington Post, al estilo Trump, calificándola como "fake news" (noticia falsa), en su cuenta de Twitter, y desmintió de nuevo que el mandatario de EEUU haya mencionado su intención de enviar tropas a México, como publicó la agencia Associated Press.

    "La publicación de estas filtraciones no es algo constructivo en la relación, ni para México ni para Estados Unidos", dijo al ser cuestionado sobre el origen de esa información

    Videgaray descartó especular sobre el origen de fuentes protegidas por la prensa estadounidense: un funcionario mexicano sobre la modificación del discurso de Trump, y otro de la Casa Blanca sobre la llamada presidencial.

    "Ni la filtración de hace dos semanas sobre las conversiones que sostuvieron los presidentes, ni mi supuesta intervención", son ciertas, son "inverosímiles", dijo el secretario de Relaciones Exteriores.

    En cambio, relató que "desde el primer minuto de la primera reunión, de una manera clara expusimos que nos parecía grave, y por lo menos descortés la forma de reunir a una delegación mexicana de alto nivel, que nos parecía un mal principio", relató.

    Marchas contra agravios

    Videgaray comentó a la vez las marchas del pasado domingo contra Trump en las principales ciudades de México, y las consideró positivas, a pesar de las amargas expresiones en contra del presidente Peña Nieto y exigencias de que reaccione con más vigor y menos cautela.

    "Es un dato más, que pone en evidencia que hay un sentimiento de profundo agravio en México", por las políticas del Gobierno de EEUU, atajó.

    El canciller también expresó su molestia ante los principales asesores del mandatario, Jared Kushner, yerno del mandatario, y Stephen Bannon, "les dijimos que nos parecía enormemente desalentador, grave y muy poco amistoso, que cuando llegaba la delegación de alto nivel por primera vez en la Casa Blanca se nos recibiera de esa manera", con decretos migratorios y contra el libre comercio bilateral.

    El canciller también afirma que les dijo a sus contrapartes "que sería francamente muy preocupante escuchar la retórica antimexicana del presidente de EEUU nuevamente, que tanto nos ha ofendido a todos en este país".

    No obstante, dijo que el severo discurso del mandatario estadounidense "lo conocí por la televisión y efectivamente el discurso tenía una sección donde el presidente Trump, decía algunas cosas en un mejor tono, más positivas respecto a México de lo que había dicho en otros momentos, particularmente respecto de su campaña electoral".

    De tal manera que Videgaray admite que el discurso fue suavizado, pero que no participó en su redacción final.

    Los altos funcionarios de la Casa Blanca "escucharon nuestro reclamo" sobre los mensajes del presidente y "desde el primer minuto hicimos un extrañamiento ante un gesto hostil, poco amistoso", de los mensajes que echaron por la borda la reunión presidencial.

    Lea también: Deportados de EEUU a México relatan a Peña Nieto sus tragedias

    El alto funcionario, quien fue secretario de Finanzas cuatro años, hasta que renunció por el fiasco de una visita de Trump a México en plena campaña electoral, reiteró que "la cooperación que necesitamos es que EEUU haga algo para detener el flujo de armas a las organizaciones, que les da una capacidad casi militar, pero no se habló de tropas", insistió.

    Finalmente, dijo que continúa teniendo relaciones con Kushner en la Casa Blanca, y que de manera institucional se comunica con el nuevo secretario de Estado, Rex Tillerson, y con el secretario de Seguridad Nacional, John Kelly, quienes visitarán México "en las próximas semanas".

    Además:

    Vargas Llosa insta a hispanohablantes a movilizarse junto a países agraviados por Trump
    Fuerzas Armadas de México se suman a la unidad ante retos externos ante EEUU
    "México debe jugar fuerte y desafiar a Trump"
    Etiquetas:
    protestas, Donald Trump, Luis Videgaray, México
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook