En directo
    América Latina
    URL corto
    Legalización de la marihuana en América Latina (64)
    233
    Síguenos en

    CIUDAD DE MÉXICO (Sputnik) — El pleno del Senado de México aprobó por abrumadora mayoría el dictamen sobre el uso medicinal de los derivados farmacológicos de la marihuana, que contiene reformas a la Ley de Salud Pública y el Código Penal Federal.

    "El dictamen fue aprobado con 81 votos a favor, dos en contra y cero abstenciones", en una votación en el pleno, dijo a Sputnik desde el recinto legislativo Rogelio Alemán, responsable de prensa extranjera de la entidad.

    Con esa votación los senadores mexicanos aprobaron la regulación y uso de la marihuana con fines terapéuticos para pacientes con enfermedades que requieran medicamentos derivados del cannabis.

    La reglamentación sanitaria y penal con la aprobación en el Senado, ha logrado así media sanción del Congreso y "ahora debe ser turnado a la Cámara de Diputados para su aprobación final", explicó el portavoz del Poder Legislativo.

    De acuerdo con el texto votado en el pleno senatorial, la Secretaría de Salud "será la responsable de autorizar la importación de estupefacientes, sustancias psicotrópicas, productos o preparados que contengan derivados farmacológicos de la cannabis: el tetrahidrocannabinol".

    El proyecto aprobado, establece que la Secretaría de Salud tiene otorgadas facultades para "diseñar y ejecutar políticas públicas que regulen el uso medicinal de los derivados farmacológicos de la cannabis sativa, índica y americana o marihuana".

    Entre esos derivados se encuentra "el tetrahidrocannabinol (THC), sus isómeros y variantes estereoquímicas, así como normar la investigación y producción nacional de los mismos", dice el documento legislativo votado.

    Contra el prohibicionismo

    Entre los cambios que introdujeron las comisiones dictaminadoras, se elimina a la nabilona y al cáñamo de la lista de las sustancias que se consideran como un problema grave para la salud pública.

    Los senadores consideraron pertinente que la Secretaría de Salud sea quien otorgue las autorizaciones para "importar estupefacientes, substancias psicotrópicas, productos o preparados, incluyendo los derivados farmacológicos de la cannabis, entre los que se encuentra el THC, sus isómeros y variantes estereoquímicas".

    Hojas de marihuana
    © REUTERS / Rick Wilking

    El documento legislativo establece que" los productos que contengan concentraciones del 1 por ciento o menores de THC, y que tengan amplios usos industriales, podrán comercializarse, exportarse e importarse, cumpliendo los requisitos establecidos en la regulación sanitaria".

    Si el documento en aprobado en la Cámara de Diputados y finalmente promulgado "la siembra, cultivo o cosecha de plantas de marihuana no será punible cuando estas actividades se lleven a cabo con fines médicos y científicos, en los términos y condiciones de la autorización, que para tal efecto emita el Ejecutivo Federal".

    En el documento, los senadores precisan que en el dictamen no se aborda el tema relacionado con la dosis máxima de cannabis para consumo personal, ya que este asunto se analizará, discutirá y dictaminará cuando se considere por parte de las comisiones dictaminadoras.

    La iniciativa original presentada hace siete meses por el presidente Enrique Peña Nieto, proponía elevar de 5 a 28 gramos la cantidad permitida a los consumidores para portar con fines recreativos, pero ese tema fue postergado.

    "Lo anterior no significa que los artículos de contenido penal relacionados con la modificación de la dosis máxima de cannabis propuesta por el Ejecutivo federal, hayan sido rechazados o desaprobados por dichas comisiones", explica el dictamen.

    Al presentar el dictamen a nombre de la Comisión de Salud, su presidente, el senador Francisco Salvador López Brito explicó que "los costos que podría alcanzar el traer estos medicamentos del exterior no generaría una homologación a todo el sector social", de ahí, que se permita en una primera etapa su importación.

    No obstante, agregó, en una segunda etapa, cuando concluya la investigación científica de su aplicación en el país, se permitiría la producción nacional. Se ha demostrado que el uso terapéutico de esta planta puede coadyuvar en el tratamiento de 40 distintas enfermedades.

    La senadora de centroizquierda Angélica de la Peña dijo que existe el consenso de "hacer algo distinto en la política de drogas, pues el régimen prohibicionista ha generado altos niveles de violencia, más de cien mil muertos y la violación sistemática de derechos humanos".

    En las audiencias públicas sobre esta materia se enfatizó que la participación de las Fuerzas Armadas, sin estrategia clara y sin imposición de límites, "ha contribuido a violaciones graves de derechos humanos, incluidas la tortura, la desaparición forzada y las ejecuciones extrajudiciales", lamentó la legisladora que preside la Comisión de Derechos Humanos senatorial.

    Algunos expertos argumentaron que el principal problema de salud, derivado de las drogas, "no proviene del consumo de marihuana sino de una política regresiva, que también ha implicado un gasto estratosférico, por parte del gobierno, al tratar de contener el mercado criminal", puntualizó la senadora De la Peña.

    Tema:
    Legalización de la marihuana en América Latina (64)

    Además:

    Iglesia católica: degradante la propuesta de despenalizar marihuana en México
    Autorizado el consumo lúdico y recreativo de marihuana en México
    Etiquetas:
    marihuana, México
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik