En directo
    América Latina
    URL corto
    0 02
    Síguenos en

    RÍO DE JANEIRO (Sputnik) — La Operación Lava Jato, en una nueva fase iniciada este martes, investiga la supuesta financiación irregular de la campaña electoral del ex presidente Luiz Inácio Lula da Silva en 2006.

    La campaña para la reelección del líder del Partido de los Trabajadores (PT) habría recibido 2,4 millones de reales (736.0000 dólares) no declarados por parte del consorcio Quip, liderado por la constructora Queiroz Galvão, según el testimonio de los delatores en el caso.

    “Queiroz tiene una peculiaridad: representa todos los pecados, todos los tipos de crímenes que verificamos en la Lava Jato”, aseguró este martes el fiscal Carlos Fernando dos Santos Lima, según recoge el diario ‘O Globo’.

    La versión de las donaciones a la caja B del partido viene de uno de los delatores de la trama, el ex presidente de UTC Ricardo Pessoa, que en sus confesiones a la policía aseguró que quien pedía esas donaciones no oficiales era el tesorero de la campaña, José de Filippi Junior, ex concejal de Salud del Ayuntamiento de São Paulo.

    La fase ‘Resta Um’ de la Operación Lava Jato ha detenido este martes al ex presidente de Queiroz Galvão Indelfanso Colares Filho y al ex director de la constructora Othon Zanoide de Moraes Filho.

    Además:

    Silencio de un cabecilla de la trama de Petrobras, clave para la imputación de Lula
    Imputan al expresidente brasileño Lula da Silva por obstrucción de la Justicia
    Rousseff asegura que Lula será candidato en las elecciones de 2018
    Solución a lo Assange: proponen refugiar a Lula en una embajada si es detenido
    Etiquetas:
    corrupción, Operación Lava Jato, Luiz Inacio Lula da Silva, Brasil
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook