En directo
    América Latina
    URL corto
    0 103
    Síguenos en

    Tres décadas después de la victoriosa Copa Mundial de la FIFA que convirtió a Diego Maradona en el dios de las canchas, sale a luz la autobiografía del astro argentino titulada ‘México 86, Mi Mundial, Mi Verdad. Así ganamos la Copa’, editada por la casa de Sudamérica.

    "Les habla Diego Armado Maradona, el hombre que le hizo dos goles a Inglaterra y uno de los pocos argentinos que sabe cuánto pesa la Copa del Mundo", así, a la manera de Facundo mítico federalista argentino, comienza su relato este controvertido ídolo nacional.

    La leyenda del fútbol centra su narración en los cuartos de final del Campeonato, cuando la selección argentina consiguió una victoria sobre Inglaterra que fue simbólicamente aún más importante que la de la final del campeonato ganada contra los alemanes.

    Cuatro años después de la guerra de las Malvinas de 1982, todavía podía sentirse el rencor del pueblo argentino contra los ocupantes británicos. El resentimiento y el patriotismo se encarnaron en la figura del capitán del equipo nacional argentino, que con sus dos goles apeó a los ingleses de su camino hacia la final de la máxima competición mundial.

    "Pero nosotros fuimos a jugar un partido contra los ingleses después de una guerra, después de una guerra que todavía estaba muy fresca y en la que los chicos argentinos de 17 años habían ido a pelear con zapatillas Flecha, a tirarles con balines a los ingleses, que marcaban a cuántos iban a matar y a cuántos iban a dejar vivos. Y eso no se compara con nada", afirma el autor.

    El enfrentamiento deportivo se interpretaba como un eco de aquella guerra no solo por los argentinos sino también por el propio equipo rival, y las chispas saltaron en la cancha ante la mirada del público mundial.

    Quizá, en el fondo del alma nacional, Maradona es igualmente adorado tanto por su alarde, como por su picardía criolla.

    En el minuto seis del segundo tiempo, el capitán, saltando junto a Peter Shilton, le dio un puñetazo al balón con la mano izquierda. Pese a las protestas de los ingleses, este gol fue validado y entró en la historia del fútbol mundial como el gol de 'la mano de Dios'.

    En el minuto 55 del encuentro Maradona recuperó el balón e irrumpió en el terreno inglés, evadiendo a seis rivales para anotar un gol hermoso e indiscutible, conocido como el 'Gol del Siglo', o 'Gol a los ingleses'.

    "No pude ni soñarlo. Este gol está marcado a fuego", recuerda en su autobiografía.

    Nombrado el mejor jugador del torneo, Diego Maradona levantó la Copa del Mundo. Cualesquiera se fueran los posteriores escándalos alrededor del futbolista, este Mundial 86 acabó convirtiéndolo en una leyenda.

    Además:

    Maradona llamó traidor al nuevo jefe de la FIFA
    Maradona, los guantes de Dios
    Etiquetas:
    libros, Diego Maradona, Argentina, Reino Unido, México
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik