En directo
    América Latina
    URL corto
    0 0 0
    Síguenos en

    LA PAZ (Sputnik) — Detrás del denominado "caso Zapata" existe un "golpe mediático" articulado por los partidos de oposición de Bolivia y algunos medios de comunicación que se pusieron a su servicio para atacar al presidente Evo Morales, dijo el ministro de la Presidencia de ese país, Juan Ramón Quintana.

    "El objetivo de fondo con este caso (del supuesto tráfico de influencias del presidente Morales para favorecer a su expareja Gabriela Zapata y a la empresa china CAMC) no es otro que el de asistir a un escenario de golpe mediático, acompañado de la complicidad de unas fuerzas políticas conservadoras que durante los diez últimos años han recibido el rechazo del pueblo", dijo Quintana.

    Las declaraciones del funcionario se registraron en la Asamblea Legislativa, donde fue interpelado por la bancada opositora sobre este tema.

    Los dichos del ministro de la Presidencia dieron lugar a un duro enfrentamiento verbal entre legisladores opositores y oficialistas.

    Quintana respondió a 13 preguntas formuladas por la bancada opositora del Partido Demócrata Cristiano (PDC), las que consideró "malintencionadas" y orientadas a generar una mayor incertidumbre política sobre el supuesto tráfico de influencias.

    "Más allá de esto, el caso Zapata ha sido la coartada más ruin para atacar el proceso de cambio, para atacar al Gobierno y al presidente Evo Morales", señaló la autoridad que denunció además que el "golpe mediático" se sustenta en la "difamación y la mentira".

    Quintana acusó a las fuerzas de derecha y a medios de comunicación opositores de ser parte de la ofensiva conservadora en América Latina bajo las directrices de los Estados Unidos.

    "Este caso forma parte de la ofensiva política imperial que hoy día está sostenida fundamentalmente en dos pilares que se alimentan mutuamente: los medios de comunicación que tratan de legitimar los ataques opositores contra el Gobierno y una oposición que se ha convertido en un obstáculo contra el desarrollo de la nación", sostuvo el Ministro que recibió el respaldo de la mayoría oficialista en la Asamblea.

    Luego de una investigación de más de ochenta días, la Asamblea Legislativa de Bolivia descartó la existencia de tráfico de influencias por parte del presidente Morales en favor de la empresa CAMC.

    Además:

    Gobernador oficialista boliviano propone repetir referéndum para reelegir a Evo Morales
    Asamblea Legislativa de Bolivia absuelve a Morales de acusación de tráfico de influencias
    Morales asegura que seguirá la lucha para ganar las elecciones del 2019
    Etiquetas:
    Gabriela Zapata, Evo Morales, Juan Ramón Quintana, Bolivia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook