Widgets Magazine
14:57 GMT +318 Octubre 2019
En directo
    Marihuana

    Presidente del Senado de México plantea el fin de guerra contra las drogas

    © Flickr / Sean Douglas
    América Latina
    URL corto
    112
    Síguenos en

    El presidente del Senado de México, Roberto Gil, ha presentado al Congreso de México una iniciativa de ley para regular el consumo de marihuana ante el fracaso de la guerra global contra las drogas.

    CIUDAD DE MÉXICO (Sputnik) — "La guerra global contra las drogas ha fracasado; de haber sido eficaz, el consumo se hubiera reducido a lo largo de prácticamente medio siglo", dice la extensa propuesta a la cual ha tenido acceso Sputnik Nóvosti.

    Si esa guerra encabezada por EEUU hubiese sido exitosa, en el continente "no habría organizaciones criminales con alto poder económico, capacidad de fuego y poder corruptor; ni regiones enteras de nuestro país azotadas por la violencia", afirma la iniciativa del titular de la Cámara Alta.

    La propuesta del líder de los congresistas mexicanos apunta directamente a Washington: "Es una guerra que inició del otro lado de la frontera, en Estados Unidos, ha costado la vida y la tranquilidad de miles de mexicanos", más de 100.000 muertos y 26.000 desaparecidos desde 2008 a la fecha.

    Roberto Gil Zuarth
    © Wikipedia / GPPAN
    Roberto Gil Zuarth

    Además, afirma el proyecto de Gil, es "una guerra que surgió por prejuicios y estigmas raciales, sigue siendo una pesada losa para los más vulnerables, sobre todo para los jóvenes".

    Si la guerra global contra las drogas hubiese sido socialmente útil, "simplemente no estaríamos frente a la necesidad de discutir y encontrar alternativas para enfrentar el problema de la oferta y sobre todo de la demanda de drogas".

    La propuesta de ley busca permitir el cultivo doméstico de hasta seis plantas para consumo estrictamente personal, para alejar a los consumidores del mercado negro; descriminalización de los consumidores; y autorizar los usos médicos y terapéuticos de la cannabis.

    Hacia un nuevo consenso global

    Si aún existiera un consenso global estable, sostiene, "no estaríamos frente a un cambio inevitable en los paradigmas tanto en Naciones Unidas como en muchos países; desde Uruguay hasta los EEUU", argumenta el líder del Senado mexicano.

    Además, si esa guerra contra las drogas fuera constitucional, "no habría precedentes judiciales que planteen otros caminos de regulación", dijo el senador al referirse a un amparo otorgado por la Suprema Corte de Justicia a un grupo de "autoconsumo" que abolió en diciembre pasado una prohibición del Gobierno, con base en el derecho al libre albedrío de adultos responsables.

    Esa guerra surgió, dice la iniciativa de ley, "sin evidencias sobre los efectos en la salud del consumo, especialmente de la marihuana o cannabis".

    Sin embargo, quienes la impulsan se resisten a terminarla, "a pesar de que hoy existe información en el sentido de que el riesgo a la salud es relativamente bajo y que incluso, ciertas aplicaciones tienen cualidades medicinales y terapéuticas".

    Finalmente, esa guerra "ha llenado el bolsillo de las bandas criminales que controlan el mercado negro y también de los fabricantes y vendedores de armas, que sirven para proteger el mercado ilícito", puntualiza la propuesta de ley.

    Cambiar el régimen regulatorio de cannabis "es un paso esencial para reducir las consecuencias sociales de la guerra contra las drogas", argumenta el proyecto.

    Una nueva regulación no es un paso suficiente para terminar con la violencia o con la presencia del crimen organizado, advierte la propuesta de Gil, líder de la bancada del Partido Acción Nacional (PAN, centroderecha), principal bancada opositora, pero con el apoyo de líderes de centroizquierda, como el Gobernador del central Estado de Morelos, que linda con la Ciudad de México, Graco Ramírez.

    Sin embargo, una nueva regulación basada en un enfoque de salud y no de seguridad nacional es necesaria "para reducir sensiblemente los efectos del mercado negro, para proteger la salud de los consumidores, para evitar los riesgos inherentes al acceso a las fuentes de suministro".

    La marihuana es la droga más común en México y en el mundo, y por tanto, acapara una parte importante del mercado agregado de las drogas.

    La extensa propuesta ha sido presentada la tarde del martes ante académicos, expertos, líderes de la sociedad civil, que han participado activamente en la discusión de una nueva política de drogas que México llevará ante la reunión especial de la Asamblea General de la ONU, a celebrarse del 19 al 21 de abril próximos.

    La iniciativa responde paso a paso a los argumentos en contra: "No es una sustancia inofensiva, en efecto, pero sí una que según evidencia científica disponible, implica bajos riesgos para la salud de los consumidores".

    Al contrario, el daño potencial por su consumo, "justifica alternativas de regulación menos invasivas a la prohibición absoluta o radical, fórmulas más sofisticadas e inteligentes a la amenaza coactiva extrema, tal y como empieza a sugerir el consenso internacional", puntualiza.

    Etiquetas:
    marihuana, drogas, Roberto Gil, México
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik