En directo
    América Latina
    URL corto
    0 11
    Síguenos en

    La tasa de incidencia de homicidios dolosos en México continúa en niveles “epidémicos”, con 12,85 por cada 100.000 habitantes este año, de acuerdo con cifras oficiales publicadas por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

    Concretamente, son superiores a 10 asesinatos por cada 100.000 habitantes, y en las últimas dos décadas, solo en 2007 México ha logrado estar abajo de la clasificación internacional de incidencia epidémica violenta.

    El balance, hecho antes del final de este año, es ligeramente inferior a la tasa de 13,08 del año pasado, pero “al cierre de 2015 se prevé un número mayor de muertes de este tipo en relación con el registro de 2014”, indica el reporte publicado por el diario La Jornada.

    En 2014 fueron denunciados en todo el país 15.653 homicidios dolosos, y entre enero y noviembre de este año la cifra ya alcanzó los 15.544, “por lo que fácilmente rebasará el acumulado del periodo anterior”,  según el informe basado en datos oficiales emitidos por cada estado de la federación mexicana.

    La crisis de violencia en el sureño estado de Guerrero, con sus montañas sembradas de amapola y con costas al Pacífico, es el que presenta la mayor problemática de asesinatos en el país latinoamericano, con 51 asesinatos por cada 100.000 habitantes.

    Los peores registro entre los 32 estados que integran la federación mexicana están, además de Guerrero, en Sinaloa, con 30,36 homicidios dolosos por cada 100.000 habitantes, Chihuahua con 23,80; Morelos, 23,17; y Baja California 21,87.

    Desde el inicio de esa estadística en 1997, solo en 2007 México logró bajar la tasa de 10 crímenes violentos por cada 100.000 habitantes; y la crisis mayor ocurrió en 2011, cuando fueron denunciados 22.852 muertes producto de la violencia, generada sobre todo por el crimen organizado.

    Entre 1990 y 2007 la tasa mexicana de homicidios había disminuido sistemáticamente, año tras año; alcanzó un máximo de 19 homicidios por cada 100.000 habitantes en 1992, y a partir de entonces comenzó a bajar en picada hasta llegar a un mínimo histórico de ocho en 2007 al inicio del gobierno de Felipe Calderón.

    Pero comenzó a crecer sin control tras su declaración de “guerra” abierta en contra de las mafias del narcotráfico ese año; y en 2011 la tasa alcanzaba el pico de 23 asesinatos dolosos por cada 100.000 habitantes, en 2012 fueron 22; en 2013 bajó a 19 tras el primer año del gobierno de Enrique Peña; en 2014 a 13; y finalmente los 12,85 de este 2015, que sigue en niveles de epidémicos.

    Comparativamente, Brasil tiene un peor balance con 27 homicidios por cada 100.000 habitantes al año en 2013, y la mayor crisis de violencia en el Hemisferio la sufren Venezuela, con 54, y Honduras con 84, de acuerdo con datos de 2013 publicados por el Banco Mundial.

    Además:

    Peña confirma la reducción de homicidios en México
    Etiquetas:
    homicidio, Organización Mundial de Salud (OMS), México
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook