En directo
    América Latina
    URL corto
    0 25
    Síguenos en

    Tamara Adrián, primera transgénero elegida diputada a un parlamento en América Latina, se propone defender desde la Asamblea Nacional de Venezuela los derechos económicos y civiles de la comunidad LGBTI (lesbianas, gays, bisexuales, trans e intersexuales), según dijo en una entrevista con Sputnik Nóvosti.

    "Defenderemos los derechos humanos de grupos vulnerables, de las personas trans empujadas a vivir en la pobreza al ser víctimas de acoso y deserción escolar o discriminación laboral", sostuvo Adrián, nacida varón hace 61 años en Caracas.

    Doctora en Derecho Mercantil por la universidad Panthéon-Assas de París, Adrián fue elegida diputada suplente por la coalición opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD), que se hizo con dos tercios de las bancas en la unicameral Asamblea Nacional que se instalará el 5 de enero.

    La MUD adoptó un programa legislativo de urgencia para sus primeros meses de trabajo, con propuestas económicas, medidas contra la inseguridad y una amnistía para quienes considera perseguidos políticos.

    Según Adrián "los derechos y reivindicaciones de la comunidad LGBTI transversalizan ese programa, porque cuando hablamos de los problemas económicos y su impacto social debemos ver el costo para la sociedad de discriminar a ese grupo vulnerable".

    La nueva diputada sostuvo que ante el acoso escolar por su orientación sexual una persona puede abandonar sus estudios y truncarse una carrera, y en el plano laboral la discriminación afecta oportunidades, ascensos e ingresos.

    Estudios del Banco Mundial, dijo la activista, ubican en tres por ciento la merma en el producto bruto en naciones donde se discrimina a la comunidad LGTBI.

    "Gays y lesbianas son entre 10 y 12 por ciento de la población, y la homofobia y transfobia tienen un costo económico y social muy alto, que ya no debe permitirse", argumentó.

    Iguladad civil

    El año próximo se prevé el estreno de un largometraje de ficción inspirado en la vida de Adrián y en el que trabaja desde 2013 la realizadora Elia Schneider.

    Al nacer, Tamara fue registrada como Tomás Adrián; así figura en su documento nacional de identidad y con ese nombre debió inscribirse como candidata a diputada. En 2002 se sometió a una cirugía de reasignación sexual en Tailandia, y en 2004 presentó ante el Tribunal Supremo de Justicia una solicitud de reconocimiento de su nueva identidad, aún sin respuesta.

    "El reconocimiento de la identidad de las personas transgénero es una primera causa por la que vamos a generar debate y a trabajar", afirmó Adrián, "pero también por los derechos de paternidad, de las parejas, de matrimonio de personas del mismo sexo y de todo lo que significa protección contra la discriminación".

    Venezuela, recordó, avanzó desde el siglo XIX con leyes como las de matrimonio civil y divorcio, pero en los últimos años se rezagó mientras nuevos derechos civiles eran reconocidos en países como Argentina, Chile, Uruguay, México, Ecuador o Colombia.

    Profesora de leyes y diestra polemista, Adrián considera que los derechos de la comunidad LGTBI abren espacio para coincidencias con quienes los defienden desde el oficialista Partido Socialista Unido de Venezuela, a pesar de la tirantez que domina el clima político tras la victoria opositora al elegirse la Asamblea el pasado 6 de diciembre.

    "Lo importante es que se despojen del dogmatismo. Han aplicado recetas dogmáticas en materia económica y no han dado resultado, y esperemos que en materia de derechos humanos sepan apartarse de dogmatismos como el de los grupos evangélicos que han ganado espacios dentro del oficialismo", dijo Adrián.

    También en la oposición "anidan prejuicios, sobre los que esperamos avanzar con el debate. En algunos partidos de la MUD las posiciones en favor de los cambios que proponemos son más claras", según Adrián, militante de Voluntad Popular, partido que tiene once de los 112 diputados de la alianza opositora.

    La MUD anunció que conformará un solo bloque parlamentario frente a la bancada oficialista, que cuenta con 55 diputados.

    Además:

    La ONU aplaude fallo de Corte contra discriminación de matrimonios homosexuales en México
    Autoridades de Ciudad de México aprueban matrimonio homosexual, primeras en América Latina
    El Parlamento de Uruguay aprueba la ley de matrimonio homosexual
    Etiquetas:
    MUD, LGTBI, Tamara Adrián, Margarita (Venezuela)
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook