En directo
    Una foto de Pinochet con bandera chilena del fondo

    Centenario de Pinochet divide a la derecha chilena

    © AP Photo / Claudio Santana
    América Latina
    URL corto
    0 10

    La conmemoración de este miércoles en Chile de los 100 años del nacimiento del dictador Augusto Pinochet genera distintas reacciones entre políticos de la derecha, muchos de los cuales han intentado desmarcarse de la figura del militar, explicaron analistas a Sputnik Nóvosti.

    "El proceso que vivió Pinochet en Londres (donde estuvo detenido entre 1998 y 2000 acusado de genocidio y con pedido de extradición por parte del juez español Baltasar Garzón) y luego las millonarias cuentas secretas que mantuvo en el exterior hicieron que los grupos de derecha se alejaran de su figura", dijo a esta agencia el presidente de la Asociación Chilena de Ciencia Política, Sergio Toro.

    La Fundación Presidente Pinochet celebra este miércoles un homenaje al dictador, que gobernó entre 1973 y 1990, en su antigua casa de Los Boldos en Valparaíso (centro), donde se realizará una misa y se inaugurará un mástil de 20 metros como ofrenda, con la presencia de 500 invitados.

    Una polémica se desató entre los políticos del partido de derecha Unión Democrática Independiente (UNI) que quieren distanciarse del aparato represor de Pinochet, cuando se confirmó la presencia en el acto de Cristián Labbé, exalcalde de la comuna de Providencia en Santiago y quien fuera hombre de confianza y asesor del dictador.

    También asistirán los diputados Ignacio Urrutia, Gustavo Hasbún y Jorge Ulloa, de la UNI, mientras que el presidente del partido, Hernán Larraín, dijo que eran decisiones personales que las respetaba pero no las compartía, según reseñó el diario La Tercera.

    Tras el final de la dictadura, la sociedad chilena estaba muy polarizada entre los que apoyaban decididamente la democracia y quienes aún defendían el régimen de Pinochet, pero gracias a "un cambio generacional" eso ha quedado atrás, y la figura del dictador cuenta con menos adeptos, dijo a Sputnik Nóvosti el académico Fernando Rosenblatt, de la Facultad de Ciencias Políticas de la Universidad Diego Portales.

    Pero tanto Toro como Rosenblatt coincidieron en que Chile aún no ha terminado de procesar como sociedad las heridas de la dictadura, sobre todo porque la transición democrática intentó nunca mirar al pasado.

    Rosenblatt aseguró que también las nuevas generaciones de la derecha chilena intentan ahora distanciarse de la figura de Pinochet, fallecido en 2006.

    "No digo que la derecha es antipinochetista, pero en las nuevas generaciones hay una reivindicación, por un lado, y por otro un cuestionamiento de los temas más criticados, como los (relacionados con) derechos humanos", señaló.

    Toro amplió que los sectores civiles que en su momento apoyaron la dictadura ahora están "buscando un protagonismo, y son ellos los que intentan rescatar el legado" del dictador.

    Este miércoles, en el marco de los homenajes, se anuncia en el Diario Oficial el comienzo del proceso de formación del partido Por mi Patria, también organizador de los actos, encabezado por Augusto Pinochet, nieto del dictador, informó La Tercera.

    La Fundación Presidente Pinochet anunció que tiene como principales objetivos difundir "la obra y el legado" del régimen militar y otorgar becas a estudiantes de bajos recursos que muestren "excelencia académica".

    Se calcula que la dictadura de Pinochet tuvo más de 3.200 víctimas, entre muertos y desaparecidos.

    Según un estudio de las encuestadoras CERC y MORI publicado en julio, 15 por ciento de los chilenos identifican a Pinochet como uno de los mejores gobernantes que ha tenido el país.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik

    Además:

    A 40 años del Plan Cóndor, la justicia no llegó
    Etiquetas:
    Fernando Rosenblatt, Sergio Toro, Augusto Pinochet, Chile