En directo
    América Latina
    URL corto
    0 21
    Síguenos en

    Colombia planteó ante la Corte Internacional de Justicia que ese tribunal de la ONU no es competente para resolver la disputa limítrofe que le enfrenta con Nicaragua por supuestas violaciones de los límites en el mar Caribe redefinidos por los jueces de La Haya en 2012, según un comunicado de seis puntos entregado por la cancillería de Colombia.

    El equipo de defensa de Colombia en los casos interpuestos por Nicaragua ante la CIJ, liderado por Carlos Gustavo Arrieta, insistió en que no existe "jurisdicción en este caso" por parte del organismo para dirimir la disputa, y destacó que Colombia está "comprometida totalmente con la ley" y que "rechaza" las acusaciones realizadas por parte del Ejecutivo nicaragüense, que intenta mostrarse como "víctima" en este caso.

    Durante la audiencia, en la que también estuvo presente la canciller de Colombia, María Ángela Holguín, Arrieta sostuvo que la demanda de Nicaragua tomó por sorpresa al Gobierno colombiano, debido a la "pacífica situación en el mar y las declaraciones repetidas de las partes de su voluntad de tratar de negociar un tratado para implementar la sentencia" de la Corte del 19 de noviembre de 2012.

    En aquella fecha el alto tribunal de la ONU asignó una nueva delimitación en la frontera marítima entre ambos países, en razón de la cual quedaron bajo soberanía colombiana siete cayos del archipiélago de San Andrés (noroeste), mientras que a Nicaragua se le otorgó una franja marina en esa zona que antes pertenecía a Colombia y que éste país calcula en unos 75.000 kilómetros cuadrados, mientras que la nación centroamericana asegura que supera los 90.000, lo que ha dado origen a la disputa que hoy se discute en los tribunales.

    En la audiencia de este lunes, según el comunicado de la Cancillería, Arrieta "dio la palabra a los abogados (que integran el grupo de defensa de Colombia), quienes uno a uno fueron desarrollando los puntos con los que se demuestra la no jurisdicción de la Corte para estudiar la demanda nicaragüense".

    Cuando le correspondió su turno, el abogado Michael Reisman "desarrolló la tesis de que al momento de presentarse la demanda (por parte de Nicaragua respecto de la violación del acuerdo, el 26 de noviembre de 2013) no existía ni formal ni realmente una disputa" entre Colombia y el país centroamericano, "ya que la situación en el Caribe era de cordialidad y de cooperación entre las armadas"

    Según sostuvo Reisman ante el tribunal de la CIJ, "al no haber existido una controversia, no hay motivo para que la Corte deba pronunciarse, al tiempo que Arrieta señaló que Nicaragua "fabrica un diferendo cuando no hay ninguno" y tiene tendencia a "acudir demasiado" a la CIJ.

    El primer día de las audiencias preliminares en La Haya concluyó con la total exposición de motivos que demuestran que la Corte no es competente, al tiempo que Arrieta indicó que ante lo expuesto, "las pretensiones de Nicaragua son artificiales y cínicas". Mañana, martes, le corresponderá el turno al Gobierno de Nicaragua para exponer sus argumentos frente a los planteamientos hechos hoy por Colombia.

    Etiquetas:
    disputa territorial, Corte Internacional de Justicia de la ONU, Mar Caribe, Colombia, Nicaragua
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook