En directo
    América Latina
    URL corto
    Por
    0 57
    Síguenos en

    Militares paraguayos se entrenan en Colombia para adquirir experiencia en la lucha antiguerrillera.

    Un grupo de 76 militares paraguayos se entrenó durante tres meses en la Escuela de Soldados Profesionales de El Nilo (Cundinamarca), según informes del diario El Espectador de Bogotá. Los militares se entrenaron en guerra irregular y de guerrillas, para adquirir la experiencia del ejército colombiano en su combate contra las FARC.

    Los militares paraguayos empezaron a visitar Colombia en 2008 para realizar cursos de inteligencia, pero ya en 2014 fue enviado allí para entrenamientos todo un contingente de efectivos. Esto es parte de una política que el exviceministro de Defensa Jorge Bedoya llamó “exportar seguridad”.

    Desde que llegó a la Presidencia de Paraguay en 2013, tras la crisis desatada por la destitución de Fernando Lugo en 2010, Horacio Cartes hizo uso de la estrategia de “mano dura”. En agosto de 2013, firmó el Decreto No.103, que dispone el empleo de las Fuerzas Armadas en operaciones de defensa interna en los departamentos de Concepción, San Pedro y Amambay, apoyándose en las reformas de la Ley de Defensa Nacional y de Seguridad interna aprobadas por el Congreso.

    A los viajes de militares paraguayos a Colombia se sumó la visita de 16 instructores de Estados Unidos en el mes de junio, pertenecientes al Grupo de Fuerzas Especiales (Airborne) de la Guardia Nacional de Carolina del Norte, con equipos, armas y municiones, para el Entrenamiento de Intercambio Conjunto Combinado (JCET), del 1 al 30 de junio de 2015.

    Según el gobierno guaraní, el Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP), con cerca de cien integrantes, tendría conexiones con las FARC y actúa en las regiones de Concepción y San Pedro, donde se ubican los mayores cultivos de marihuana y las rutas de tránsito de coca desde Bolivia hacia Brasil. La acción más famosa del EPP fue el secuestro y posterior asesinato de Cecilia Cubas, hija del ex presidente Raúl Cubas, en 2005.

    Abel Irala, del Servicio Paz y Justicia de Paraguay, dijo a Sputnik que “las informaciones son muy pocas, todo se maneja con bastante hermetismo. Este año, la noticia de los entrenamientos en Colombia ha sido una sorpresa, y fue tratada sobre tablas en el Congreso de la Nación, así como el ingreso de militares estadounidenses”, informó.

    Lo grave, para Irala, es la modificación de la ley que permitió la participación de las Fuerzas Armadas en la seguridad interna, antes terreno exclusivo de las fuerzas policiales. “Es una militarización de tres departamentos, y se produce una disfuncionalidad entre las instituciones, porque la ley no se ajusta al mandato de la Constitucion, que divide a las fuerzas del orden en dos: los militares, para defender la soberanía, y la policía para los delitos internos”, agregó.

    Para Irala, “hay una gran dependencia del paradigma de seguridad establecido por EEUU y en alianza con Colombia, una asesoría constante de EEUU, del Comando Sur, de la Embajada, a las fuerzas de seguridad en Paraguay, tanto militares como policiales, y una suerte de militarización de la seguridad interna”.

    Etiquetas:
    Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP), Fuerzas Armadas de Paraguay, Escuela de Soldados Profesionales de El Nilo, FARC, Abel Irala, Jorge Bedoya, Horacio Cartes, Paraguay, Colombia, EEUU
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook