23:40 GMT +306 Diciembre 2019
En directo
    Marihuana

    Líder del narcotráfico en Brasil es condenado a 320 años de cárcel

    © AFP 2019 / Luis Robayo
    América Latina
    URL corto
    0 0 0
    Síguenos en

    El traficante de drogas brasileño Luiz Fernando da Costa, más conocido como 'Fernandinho Beira Mar', fue condenado en la madrugada de este miércoles, tras más de 10 horas de juicio en el Tribunal de Justicia de Río de Janeiro, a 120 años de prisión que se suman a los 200 años que ya acumulaba de anteriores sentencias.

    En concreto, el por entonces líder de la facción Comando Vermelho (Comando Rojo en español), la mayor banda criminal del país, fue acusado de liderar el motín de 2002 en la cárcel de máxima seguridad Bangú I, considerada la más segura del país y situada en el Complejo Penitenciario de Gericinó en Río de Janeiro, que provocó la muerte de los cuatro líderes de la facción Amigos de los Amigos (A.D.A): Ernaldo Pinto Medeiros, Carlos Alberto da Costa, Wanderlei Soares e Elpídio Rodrigues Sabino.

    La toma estratégica de Bangú I por parte del Comando Vermelho (C.V.) fue considerada el colofón de la guerra del narcotráfico en Río de Janeiro y colocó a Beira Mar como líder indiscutible del tráfico de drogas de la ciudad ya que desde el mismo presidio podía controlar a los líderes del resto de las facciones, incluso una enorme bandera roja fue colocada en el techo de la prisión tras el motín de 23 horas simbolizando la victoria del C.V en la ciudad.

    "Cometí varios crímenes, pero en este soy inocente", llegó a declarar Beira Mar durante el juicio asegurando que solamente intervino en el motín para negociar con los amotinados después de ser solicitado por los guardias de la prisión e, incluso, llegó a utilizar en su defensa al traficante de Celso Luiz Rodrigues, líder del A.D.A, al que por aquel entonces dejó con vida para garantizarse la obediencia de la facción en su guerra contra el Terceiro Comando Puro (T.C.P), una escisión del propio C.V y rival en grandes zonas de la ciudad.

    "Vine aquí como testimonio de Beira Mar para pagar mi deuda, por haberme dejado con vida", explicó "Celsinho" quien en ningún momento dejó de mirar hacia la posición de Beira Mar, el cual asentía con la cabeza y sonreía, además, el traficante provocó las risas de los presentes al afirmar que calificar Bangú I como una cárcel de máxima seguridad "era una broma".

    Debido a la importancia del narcotraficante Beira Mar como uno de los líderes históricos del narcotráfico en Río de Janeiro, la Policía Federal y Militar empleó un dispositivo de 40.000 dólares para desplazarlo en helicóptero hasta el Tribunal de Justicia de la ciudad después de haber sido trasladado desde la cárcel de Porto Velho, en el estado de Rondonia, una de las más alejadas a Río de Janeiro donde permanece aislado desde 2012.

    Cabe recordar además, que las luchas entre ambas facciones han provocado 5 muertos a lo largo de esta semana en las favelas del barrio de Santa Teresa, en pleno centro de Río de Janeiro, las cuales han vuelto a registrar una fuerte actividad del narcotráfico a pesar de que fueron "pacificadas" en el año 2011 mediante la instalación de las Unidades de Policía Pacificadora (UPP).

    Además:

    Detenido en Brasil uno de los mayores narcotraficantes de Colombia
    Más de 120 policías realizan operación contra el narcotráfico en la mayor favela de Brasil
    Brasil comienza una amplia operación contra el narcotráfico en su frontera occidental
    Etiquetas:
    narcotráfico, Terceiro Comando Puro (T.C.P), Unidad de Policía Pacificadora (UPP), Comando Vermelho (CV), Beira Mar, Elpídio Rodrigues Sabino, Wanderlei Soares, Ernaldo Pinto Medeiros, Carlos Alberto da Costa, Luiz Fernando da Costa, Brasil
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik