En directo
    América Latina
    URL corto
    0 11
    Síguenos en

    Una camioneta que transportaba una fuente radiactiva robada por desconocidos fue encontrada por la policía, sin embargo el contendor con material peligroso continúa extraviado, y la noche del jueves prosigue una alerta por radioactividad decretada desde el miércoles por autoridades federales en todo el sur México.

    Dos empleados de la empresa Garantía Radiográfica e Ingeniería, responsables de transportar una cápsula Iridio-192 marcado como X-571 utilizado en radiografía industrial, denunciaron el hurto del material peligroso que iba a ser utilizado para la práctica de radiografía industrial móvil, tras estacionar el vehículo en el estacionamiento de un centro comercial.

    La camioneta apareció sin la cápsula de la fuente radiactiva marcada con el número de serie 7035, robada la noche del pasado lunes 13 de abril en el municipio de Cárdenas, en el estado de Tabasco, con costas frente al Golfo de México, mientras la noche del jueves continuaba un extenso operativo de búsqueda de agentes de la Defensa, la Marina y la Policía Federal.

    Cinco estados del sur de México (Tabasco, Campeche, Chiapas, Oaxaca y Veracruz) fueron declarados en alerta por la Coordinación Nacional de Protección Civil, y el radio mínimo de seguridad de esa fuente peligrosa para la vida es de 30 metros.

    Ese material radiactivo "podría causar lesiones permanentes a la persona que la manipule o que estuviese en contacto con ella durante un tiempo breve, de minutos a horas", y además "podría ser fatal hallarse cerca de esta cantidad de material radiactivo no blindado durante un periodo de horas a días", dice la alerta decretada.

    La camioneta marca Chevrolet fue encontrada cerca de la terminal de autobuses la ciudad de Villahermosa (750 km al sureste), a 50 km del lugar del hurto en Cárdenas, informó  Protección Civil federal.

    La Comisión Nacional de Seguridad Nuclear y Salvaguardias (CNSNS) ha advertido que si el material no se maneja en condiciones de seguridad adecuadas, podría causar lesiones permanentes a la persona que la manipule o que estuviese en contacto con ella.

    La alerta por radiactividad está calificada como Categoría 2, lo cual significa que si el material es extraído del contenedor el resultado representa peligro para la vida de las personas, advierte la Comisión Nacional de Seguridad Nuclear y Salvaguardias (CNSNS).

    Etiquetas:
    Iridio-192, radiactividad, Comisión Nacional de Seguridad Nuclear y Salvaguardias (CNSNS), México
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik