Se ha registrado correctamente
Por favor, haga clic en el enlace del correo electrónico enviado a
 - Sputnik Mundo, 1920
Defensa
Últimas noticias e información relevante sobre defensa y todas las novedades de la industria militar.

El explosivo problema del Ejército de EEUU: pérdida de municiones y granadas por falta de control

CC0 / GooKingSword / Granadas
Granadas - Sputnik Mundo, 1920, 11.12.2021
Síguenos en
Un nuevo informe pone de relieve las series dificultades que experimentan los militares estadounidenses a la hora de saber dónde se encuentran sus materiales explosivos y municiones, así como de averiguar si se perdieron o las robaron.
La investigación fue llevada a cabo por la agencia estadounidense AP, que en el marco de la Ley de Libertad de Información obtuvo un listado de 1.900 incidencias de explosivos desaparecidos, en 1.066 de los cuales estaban involucrados el C4 o el TNT. En el resto de los casos se incluyen categorías como proyectiles de artillería, morteros, minas terrestres, granadas, cohetes y granadas antiblindaje de 40 mm.
La información proporcionada por el medio abarca el período de tiempo entre 2010 y 2020 y todas las ramas de las Fuerzas Armadas de EEUU. El Cuerpo de Marines proporcionó unos datos demasiado imprecisos como para que sea posible realizar un cálculo exacto de pérdidas por su parte, destacan en el medio.
Mientras tanto, en la Fuerza Aérea detallaron que han perdido el rastro de unos 22 kilos de C4, así como unos 240 metros de cuerda de detonación y "varias" granadas de 40 mm. Por su parte, en la Armada aseguraron que se perdieron tan solo 20 granadas.
Helicóptero CH-46 de los Marines de EE. UU  - Sputnik Mundo, 1920, 20.08.2021
Defensa
¿Casualidad o 'déjà vu'? Las evacuaciones estadounidenses de Vietnam y Kabul tienen algo en común
Al mismo tiempo, el informe asegura que gran parte del arsenal perdido fue recuperado. Así, el teniente coronel Brandon Kelley, del Ejército de EEUU, informó al medio que esta rama de la Fuerzas Armadas tiene bajo total control el 99,999984% de las municiones y que aproximadamente la mitad de lo que se perdió fue recuperado. En la Armada aseguraron que encontraron todos los explosivos perdidos con la excepción de dos granadas.

¿Cómo pueden desaparecer los explosivos en el Ejército?

La investigación llevada a cabo por AP reveló que el mayor reto a la hora de mantener los registros de los explosivos es la propia naturaleza de cómo los militares estadounidenses almacenan y entregan los explosivos. Esto es especialmente relevante cuando se trata de entrenamiento y otros usos fuera de combate, como la liquidación de los materiales que no explosionaron.
"Mientras las tropas llevan un registro de las armas que entran y salen de las armerías, los explosivos se entregan con la presunción de que serán detonados. Aunque al menos dos personas deben firmar informes del uso, es un sistema honorífico. Al final, si los explosivos no se usan y desaparecen, solo el ladrón podrá saberlo", detalla el informe.
Desde el Cuerpo de Marines explicaron que los explosivos desaparecen en muchos casos debido a discrepancias en los datos de inventarios, que a su vez son causadas por errores humanos, como un mal conteo o documentación con errores. Al mismo tiempo, la investigación de AP llegó a la conclusión de que hubo casos cuando las tropas falsificaban los registros para encubrir algunos robos y en otros casos no informaron sobre los explosivos que faltaban. En otros casos simplemente fallaban a la hora de salvaguardar los explosivos.
USS Jimmy Carter de la clase Seawolf - Sputnik Mundo, 1920, 12.03.2021
Defensa
Uno de los submarinos más potentes de EEUU libra una batalla contra unos insectos
El medio lo confirma con el ejemplo del Ejército, cuyos datos fueron revisados manualmente y supusieron un verdadero reto para los investigadores, que no siempre pudieron determinar las cantidades de explosivos. Por ello, no es posible decir con certeza cuántos kilos de explosivos representan las 1.066 incidencias.
Así, cuando los investigadores presentaron a la Armada documentos en los que se decía que fueron 26 granadas las que desaparecieron sin ser recuperadas —y no dos como lo aseguraron los militares—, estos últimos dijeron que no disponían de información sobre ello. Esto, a su vez, solo suscita incluso más dudas sobre la fiabilidad de la información disponible.
Otro aspecto que puede tergiversar los datos obtenidos por AP es el hecho de que no todos los robos o desapariciones de explosivos se tienen que reportar a los altos mandos, y por ente quedar registrados. Así, las ramas del Ejército no tienen que informar al Pentágono si son menos de 4,5 kilos de explosivos los que se han perdido. Por ello, existe un alto grado de probabilidad de que la escala del problema sea en realidad mucho mayor.

Las víctimas de los explosivos desaparecidos y los peligros inminentes

Es obvio que los materiales explosivos y municiones de gran calibre representan un gran peligro, que se multiplica cuando caen en manos de personas sin entrenamiento adecuado. Por ello suscita una enorme preocupación el hecho de que semejantes cantidades de municiones se pierdan.
Uno de estos casos fue el de un especialista en demolición de la Marina, que estaba preocupado de que estallara una guerra civil tras las elecciones presidenciales. Por ello, bloque por bloque acabó robando seis kilos de explosivo plástico C4 del campo de entrenamiento de Lejeune. Su crimen podría haber pasado desapercibido si no fuera por otro incidente que ha sido investigado en la misma base militar en 2018.
La investigación llevó a los agentes a una mochila llena de materiales explosivos que de alguna manera acabaron en manos de unos adolescentes. Resultó que un especialista demoledor se llevó los explosivos durante un ejercicio sin que nadie se diese cuenta de ello. No se trata de casos aislados, y por desgracia, no todos acaban sin derramar sangre. Así, en agosto de 2021 un proyectil de artillería estalló en un desguace de Mississippi, matando a uno de los empleados que murió allí mismo.
Militares de EEUU - Sputnik Mundo, 1920, 24.05.2018
Internacional
Miedo y asco en Wyoming: soldados de EEUU custodiaron armas nucleares bajo los efectos del LSD
Dos días más tarde, otro proyectil intacto fue hallado en el desguace. Según contaron los agentes de la Policía, se trataba de un proyectil de los que se emplean en obuses de largo alcance. En la misma región ocurrió otro incidente en 2012, cuando un hombre resultó gravemente herido al intentar abrir uno de los 51 proyectiles antitanque que encontró en el polígono de pruebas de Shelby.
Mientras algunos de estos incidentes recibieron la atención de los medios, como fue el caso de unos cohetes de entrenamiento que fueron hallados en unas casas residenciales en Fort Hood, Texas, hubo otros casos que no se hicieron públicos. Entre ellos estaba un caso de 2013, 36 cartuchos del explosivo TNT, que no estaban vigilados, fueron extraviados durante unos ejercicios militares en la base aérea de Clark en Filipinas.
La investigación resume que los explosivos fueron encontrados en casas residenciales y almacenes, dentro de los cuarteles militares y en las cunetas de las carreteras. De hecho, incluso fueron encontrados en uno de los controles fronterizos entre EEUU y México. Y no se trataba de unas municiones oxidadas de la Segunda Guerra Mundial que se perdieron, sino de municiones que fueron robadas y extraviadas de los arsenales de EEUU.
De hecho, AP destapó 63 casos en los que los militares ni siquiera se percataron de haber perdido los explosivos hasta que estos fueron hallados en lugares donde no deberían estar.
STNGR AR-15 rifle - Sputnik Mundo, 1920, 17.06.2021
Defensa
EEUU ha perdido más de 2.000 armas en una década, incluidos rifles y lanzagranadas

No solo explosivos: también miles de armas de fuego se pierden

Esta no es la primera investigación de este tipo que lleva a cabo la agencia. Así, unos meses antes fue publicado un informe basado en datos que también fueron obtenidos en el marco de la Ley de Libertad de Información, pero que trataba sobre armas de fuego.
En él se detalló que entre 2010 y 2019, los militares estadounidenses perdieron de vista unas 2.000 armas, incluidos los rifles de asalto y lanzagranadas.
Entre las causas que presentaron las diferentes ramas de las Fuerzas Armadas para justificar estas pérdidas estaban las "puertas sin cerrar, robos, personal militar que se quedó dormido o fallos en la vigilancia y otros sistemas de seguridad".
El informe causó un revuelo entre los políticos estadounidenses, entre los cuales estaba el senador Richard Blumenthal (Connecticut), que lo calificó de "absolutamente espeluznante" durante una audiencia con la secretaria del Ejército, Christine Wormuth.
"1.900 armas militares perdidas o robadas está lejos de ser un 'número pequeño'. Estas pistolas, armas de asalto y lanzagranadas faltantes aparentemente no se han contabilizado ni informado a las agencias necesarias. Hoy, exigí al Ejército que investigue estas escalofriantes estadísticas", escribió el político demócrata en su cuenta de Twitter.
Un soldado de EEUU - Sputnik Mundo, 1920, 07.02.2019
Defensa
Ejército de esteroides: cómo EEUU ansía crear un 'supersoldado'
Lo último
0
Recientes primeroAntiguos primero
loader
Para participar en la conversación,
inicie sesión o regístrese.
loader
Chats
Заголовок открываемого материала