Se ha registrado correctamente
Por favor, haga clic en el enlace del correo electrónico enviado a
América Latina
Desde el Río Bravo hasta Tierra del Fuego, noticias, reportajes y análisis sobre la realidad latinoamericana

Juez colombiano ordena a indígenas asentados en Bogotá permitir atención para niños

CC0 / Unsplash / Un niño (imagen referencial)
Un niño (imagen referencial) - Sputnik Mundo, 1920, 03.12.2021
Síguenos en
Los indígenas de la comunidad Embera de Colombia que se encuentran asentados desde hace dos meses en el Parque Nacional de Bogotá, tras ser desplazado de sus territorios por la violencia, deberán permitir el ingreso al lugar de organismos estatales protectores de la infancia y adolescencia, según determinó un juez tras la muerte de un niño.
"Ordenar a Edgar Morales, gobernador del pueblo pijao; Leonivar Campo, líder; María Medina, lideresa; Humberto Figueroa, gobernador koreguaje; Camilo Valencia, coordinador del pueblo emberá dodiba y líder Yunema del pueblo cubeo, y a la guardia indígena, que en modo inmediato faciliten y permitan el ingreso de personal adscrito al ICBF (Instituto Colombiano de Bienestar Familiar)", dice el fallo del juzgado 14 civil de Bogotá.
La decisión se tomó al conceder una acción sobre los derechos de todos los menores y de las madres gestantes y lactantes "de las comunidades indígenas que actualmente se encuentran asentadas en el Parque Nacional".
El fallo autoriza también al ICBF para que ingrese a la zona con el apoyo de la Fiscalía, la Procuraduría (Ministerio Público), la Policía y la Defensoría del Pueblo.
"Ordenar a la Fiscalía General de la Nación, la Procuraduría General de la Nación, la Policía Nacional de Colombia y la Defensoría del Pueblo que en un acto de colaboración interinstitucional, y en el marco irrestricto de sus funciones constitucionales y legales, brinden todo el apoyo y seguridad a los integrantes del ICBF para que logren dar cumplimiento a las órdenes emitidas en el numeral precedente", indica el documento.
El 28 de noviembre, un niño indígena de cerca de dos años, quien pertenecía a la comunidad Embera asentada en el parque, murió debido a las bajas temperaturas del lugar y las escasas condiciones sanitarias.
El fue atendido el 28 de noviembre en el Hospital Universitario San Ignacio, confirmó ese centro médico en un comunicado.
"Por su estado de salud se practicaron maniobras de reanimación, pero finalmente falleció", dice el reporte del Hospital, ubicado a un costado del parque, de 283 hectáreas de extensión.
Al día siguiente la propia comunidad indígena reveló que otros menores se encontraban enfermos en el lugar.
Las autoridades locales denunciaron que los indígenas prohibían el ingreso al lugar de personas ajenas a su comunidad, por lo que no podían ofrecer atención médica.
Desde hace dos meses unos 1.450 indígenas Embera se encuentran asentados en el parque en condición de desplazamiento debido al incremento de la violencia en sus territorios, mientras esperan por ser reubicados.
Lo último
0
Recientes primeroAntiguos primero
loader
Para participar en la conversación,
inicie sesión o regístrese.
loader
Chats
Заголовок открываемого материала