Se ha registrado correctamente
Por favor, haga clic en el enlace del correo electrónico enviado a
América Latina
Desde el Río Bravo hasta Tierra del Fuego, noticias, reportajes y análisis sobre la realidad latinoamericana

Kast supo leer en Chile que la épica del estallido social ya murió

© AP Photo / Esteban FelixJosé Antonio Kast
José Antonio Kast - Sputnik Mundo, 1920, 22.11.2021
Síguenos en
SANTIAGO (Sputnik) — El "octubrismo". Un relato épico que nació en Chile en octubre de 2019 cuando el pueblo salió espontáneamente y en masa a protestar contra el Gobierno derechista del presidente Sebastián Piñera y contra el modelo neoliberal heredado por la dictadura de Augusto Pinochet, en un movimiento bautizado como el "estallido social".
Ese relato, que no tenía partidos políticos, se traspasó a la izquierda con el plebiscito constitucional de 2020 cuando todas las tiendas de ese sector hicieron campaña a favor de derogar la carta magna redactada durante el régimen militar. La épica se consolidó cuando el Apruebo ganó con un 78%.
El giro a la izquierda que envolvía al país terminó de completarse durante las elecciones de mayo de este año, cuando los sectores progresistas consiguieron 15 de las 16 gobernaciones regionales y además se apropiaron de la mayoría de los escaños en la novedosa Convención Constituyente.
¿Qué decía la lógica? Que la tendencia envolvería también la elección presidencial del pasado domingo 21 de noviembre, beneficiando al candidato del bloque de izquierda Apruebo Dignidad, Gabriel Boric. Sin embargo, el abanderado del Partido Republicano (ultraderecha), José Antonio Kast, se impuso y ambos deberán medirse en la segunda vuelta presidencial del 19 de diciembre.
"Kast supo leer algo que ni la izquierda ni la centroizquierda supimos, que los chilenos se habían aburrido del octubrismo. De hecho, octubre ya se murió", dijo en conversación con Agencia Sputnik la cientista política Javiera Arce, quien trabajó para en el equipo de la candidata presidencial Yasna Provoste, de la Democracia Cristiana (centroizquierda).
La analista señaló que el estallido social "no era algo tan fundamental para la gente como se creía, a diferencia de los temas que sí le importan como la seguridad, la migración y terminar con las protestas. Nosotros apuntamos a los cambios profundos y él le habló directamente a la gente con un discurso de manual y les dio certezas".
Gabriel Boric - Sputnik Mundo, 1920, 18.11.2021
América Latina
Juventud, divino tesoro o el flanco débil del candidato chileno Boric
Arce fue más allá y advirtió que Boric no tiene ninguna posibilidad de ganar en segunda vuelta. "Aunque toda la izquierda y la centroizquierda nos unamos, ellos tienen más votos. Hay cosas en el relato de la izquierda que no están entrando en la ciudadanía, como el feminismo y el pañuelo verde, consignas que quedaron relegadas a la Plaza Ñuñoa", afirmó, mencionando con algo de ironía el lugar de la capital donde se dice que habita el sector acomodado del progresismo.

Trabajo de hormiga

Para Alejandro Olivares, analista y académico de la Universidad Católica de Temuco, lo sucedido la noche del domingo responde a un trabajo de hormiga que viene realizando Kast desde la elección presidencial que perdió en 2017, cuando era considerado un outsider y obtuvo un sorpresivo cuarto lugar con casi el 8% de los votos.
"Desde su derrota, Kast se dedicó a recorrer el país y a forjar las bases de lo que posteriormente transformó en su partido, el Partido Republicano (ultraderecha). Esto le dio la oportunidad de construir una plataforma política y generar una identidad", afirmó en conversación con Sputnik.
Olivares explicó que octubre de 2019 fue un punto clave para la candidatura de Kast. "Mientras la centroderecha decantó por moverse al centro y elegir a un candidato como Sebastián Sichel, que no tiene el ADN de la derecha tradicional, Kast comenzó a captar al votante duro que quedó huérfano", aseguró.
El experto sostuvo que pocos se dieron cuenta del trabajo subterráneo que estaba realizando Kast debido a que la mayoría "se obnubiló con el resultado del plebiscito y con la elección de los convencionales constituyentes, mientras él le hablaba a la gente de narcotráfico, paz social y migración".
Pero no todos omitieron la irrupción ultraderechista. En noviembre de 2017, tras las elecciones presidenciales, Olivares conversó con la Agencia Sputnik y pidió posar los ojo sobre su candidatura. "Si Kast se organiza y convoca a sus adherentes, que al parecer no son tan pocos, podría poner en jaque automáticamente al funcionamiento de la derecha en Chile", vaticinó en aquella oportunidad.
José Antonio Kast, candiadato a presidente de Chile - Sputnik Mundo, 1920, 16.11.2021
América Latina
Kast en el DeLorean: candidato chileno viajó al pasado y trajo de vuelta a Pinochet
Siete candidatos compitieron en la elección presidencial: Kast, que logró 27,9% de los votos, y Boric, con 25,8% pasaron a la segunda vuelta del 19 de diciembre.
Fuera de competencia quedaron: Franco Parisi, del Partido de la Gente (centroderecha), con 12,8%; Sebastián Sichel, del bloque oficialista Chile Podemos Más (centroderecha), con 12,7%; Yasna Provoste, del partido Demócrata Cristiano (centroizquierda), con un 11,6%; Marco Enríquez-Ominami, del Partido Progresista (izquierda), con 7,6%, y Eduardo Artés, del Partido Unión Patriótica (izquierda), con 1,4%.
Lo último
0
Recientes primeroAntiguos primero
loader
Para participar en la conversación,
inicie sesión o regístrese.
loader
Chats
Заголовок открываемого материала