Se ha registrado correctamente
Por favor, haga clic en el enlace del correo electrónico enviado a
 - Sputnik Mundo
España
Últimas noticias de España. Temas de actualidad informativa de todas las comunidades autónomas españolas.

Suplir la ausencia con obras en los comercios: las Fallas de Valencia se exhiben en los escaparates

© Foto : Cortesía de Confecomerç CVUno de los 'ninot' de las Fallas en un escaparate de Valencia
Uno de los 'ninot' de las Fallas en un escaparate de Valencia  - Sputnik Mundo, 1920, 18.03.2021
Síguenos en
El COVID-19 ha vuelto a dejar otro marzo vacío de los tradicionales festejos en la provincia española. Para paliarlo, algunos artistas y tenderos han acogido algunos 'ninots' en sus espacios para que puedan verse desde la calle.
Los meses de pandemia han dejado decenas de imágenes icónicas. En España, obviando las instantáneas relacionadas con la enfermedad, se empezó a sentir el precipicio cuando, a principios de marzo del año pasado, el ayuntamiento de Valencia retiraba las Fallas. El desmontaje de estas obras (algunas incluso adornadas con mascarillas) supuso un choque para la provincia del levante y para el resto del país. El virus iba en serio y dejaba en suspenso miles de celebraciones populares. Junto a esta tradición se amontonaban otras como la Semana Santa de Sevilla, la Tomatina de Buñol o los San Fermines de Pamplona.
Al varapalo sanitario se le sumaba el anímico y el económico, que aún continúa. En el caso de las Fallas, 2021 también es un año en blanco. Estos monumentos —que se realizan durante los meses que distan entre la cremà (quema) y la plantà o instalación en las calles— deberían formar parte del mobiliario público desde principios de marzo. Con las restricciones impuestas en la región y la epidemia aún activa, su vacío es todavía mayor.
Para suplir esta ausencia, la Confederación del Comercio, Servicios y Autónomos de la Comunidad Valenciana (Confecormeç CV), junto con el Gremio de Artistas Falleros y otros colectivos locales, ha impulsado una iniciativa que pretende "mantener vivo el espíritu fallero de los valencianos y valencianas": los ninots (las figuras que componen la falla) han pasado del asfalto al escaparate. El objetivo, según afirman los organizadores, es poder disfrutar este festejo "aunque sea de manera diferente". Estarán disponibles desde el 15 al 21 de marzo.

"La 'pseudoplantà' o, como se ha denominado la campaña, 'Fallas entre paréntesis/El escaparate de las Fallas' pretende ser un punto de inflexión dentro de esta crisis, representando a su vez una muestra de apoyo a todos aquellos sectores que viven de estas fiestas, como los artistas falleros, siendo de especial relevancia su actividad para el impulso de la economía de la ciudad", rematan.

Rafael Torres, presidente de Confecomerç CV, ha resaltado "la actitud del pequeño comercio" y su ayuda prestada "a las fiestas y la cultura tradicional". "Pese a estar viviendo una situación tan crítica y delicada se han volcado, promoviendo los valores y el espíritu de esta fiesta, ayudando a dar visibilidad a las obras de un gremio tan importante y poniendo su granito de arena para que la ciudadanía pueda revivir unas fiestas suspendidas por la pandemia", ha incidido Torres. A la propuesta se han unido 74 locales y varios artistas falleros de distintos barrios de la ciudad.
Uno de ellos es Ximo Esteve. "Es una colaboración mutua. Queríamos que se vieran las obras y que los comercios tuvieran un poco de protagonismo este año sin Fallas y sin turismo. No es una solución, es algo más estético, pero da visibilidad", concede a Sputnik, confiando en que puedan plantar de verdad en septiembre. "Estamos produciendo para 2022 y tienen que eliminarse, pegarles fuego sin más. Si no, se juntarían. Además, ya están descatalogadas, contaminadas, se están destrozando", argumenta. Esteve no quiere ser pesimista, pero vislumbra un proceso de desaparición del gremio si no se da un empujón real.
© Foto : Cortesía de Xavi GurreaMuestra de algunos 'ninots' del artista Xavi Gurrea en un escaparate de Valencia
Muestra de algunos 'ninots' del artista Xavi Gurrea en un escaparate de Valencia - Sputnik Mundo
1/4
Muestra de algunos 'ninots' del artista Xavi Gurrea en un escaparate de Valencia
© Cortesía de Confecomerç CVUno de los 'ninot' de las Fallas en un escaparate de Valencia
Uno de los 'ninot' de las Fallas en un escaparate de Valencia  - Sputnik Mundo
2/4
Uno de los 'ninot' de las Fallas en un escaparate de Valencia
© Foto : Cortesía de Xavi GurreaMuestra de algunos 'ninots' del artista Xavi Gurrea en un escaparate de Valencia
Muestra de algunos 'ninots' del artista Xavi Gurrea en un escaparate de Valencia - Sputnik Mundo
3/4
Muestra de algunos 'ninots' del artista Xavi Gurrea en un escaparate de Valencia
© Foto : Cortesía de Confecomerç CVUno de los 'ninot' de las Fallas en un escaparate de Valencia
Uno de los 'ninot' de las Fallas en un escaparate de Valencia  - Sputnik Mundo
4/4
Uno de los 'ninot' de las Fallas en un escaparate de Valencia
1/4
Muestra de algunos 'ninots' del artista Xavi Gurrea en un escaparate de Valencia
2/4
Uno de los 'ninot' de las Fallas en un escaparate de Valencia
3/4
Muestra de algunos 'ninots' del artista Xavi Gurrea en un escaparate de Valencia
4/4
Uno de los 'ninot' de las Fallas en un escaparate de Valencia
"No nos soluciona a nivel económico, pero lo hacemos para mantener viva la llama", comenta por su parte Xavi Gurrea, otro artista. Él ha colocado en una farmacia los bustos de unas falleras como si fueran macetas. "No sustituye las fiestas, pero es una manera bonita de recordar estos días y saber que estamos aquí y seguimos", anota, confesando que también le ha servido para que la gente se interese por su oficio e incluso le encarguen algunas piezas.
Bálsamo minúsculo en comparación con el volumen de esta tradición, que conmemoraba el inicio de la primavera y ejercía de purga ante la nueva estación de luz y buen clima: según datos municipales, en 2019 las visitaron una media de 931.639 personas diarias. De ellas se alimentan negocios y artesanos de profesiones que van desde los sastres que elaboran trajes específicos o los pirotécnicos que prenden la mascletà. De ahí que el 17 de marzo también se haya celebrado un congreso entre responsables políticos y representantes del mundo fallero para analizar su futuro.
Ha quedado en el aire, sin poner fechas concretar para retomarlas. Pero ha servido para acercar a todos los agentes implicados y dialogar sobre las consecuencias de esta situación. El presidente de la Comunidad Valenciana, Ximo Puig, ha explicado que el objetivo más urgente es "que el silencio fallero dure lo menos posible" y ha recordado que "nunca" se olvidará de que "la pandemia empezó en las Fallas y las fiestas de la Magdalena de 2020".
"Es justo valorar la inmensa responsabilidad y comprensión que los falleros han demostrado ante decisiones dolorosas e inevitables, de las fallas mayores hasta los falleros de base", ha enfatizado Puig, recordando que "ahora es momento decisivo para superar la pandemia y debemos de ser conscientes de que estos días no son de fiestas, son de descanso, igual que ocurrirá en Semana Santa".
Joan Ribó, alcalde de Valencia, ha reivindicado al entrar que "el virus hay que quemarlo, tenemos que vencerlo". El edil ha dejado claro que la seguridad sanitaria es esencial para proponer un nuevo calendario. "Dependemos del avance de la vacunación, necesitamos esa vacunación que dé inmunidad de grupo para dar una fecha y después necesitamos el consenso del mundo fallero para que se decida", ha zanjado.
Reunión del Consejo de Ministros del 12 de marzo de 2021 - Sputnik Mundo, 1920, 12.03.2021
España
El Gobierno de España aprueba 11.000 millones de euros en ayudas a empresas
Con el gesto simbólico de los escaparates se quiere animar a la gente a que celebre un mes mítico en la provincia. No suenan petardos ni se lucha por encontrar un hueco desde donde divisar la Falla. Tampoco se intuye el olor a pólvora ni se levanta la mirada a las luces que flotan entre balcones. Pero se rebaja la desazón, según indica a Sputnik Paco Pellicer, maestro mayor del Gremio de Artistas Falleros de Valencia.
"Se pueden ver los ‘ninots’ paseando, con todas las precauciones. Desgraciadamente, es lo único que se puede hacer. Porque, además de un problema económico, es anímico. Y la parte emotiva no la podemos sustituir, pero se le puede poner algo de alegría a un entorno marcado por la pandemia", defiende Pellicer, que agradece la "buena relación entre el pequeño comercio y las Fallas" y ve la iniciativa como "devolverle el favor al sector, facilitándole nuestras obras para que puedan exhibirlas en sus establecimientos".
Lo último
0
Recientes primeroAntiguos primero
loader
Para participar en la conversación,
inicie sesión o regístrese.
loader
Chats
Заголовок открываемого материала