Se ha registrado correctamente
Por favor, haga clic en el enlace del correo electrónico enviado a
 - Sputnik Mundo, 1920
España
Últimas noticias de España. Temas de actualidad informativa de todas las comunidades autónomas españolas.

Los abusos policiales saltan al centro del debate político español

© REUTERS / Nacho DoceDisturbios en Barcelona por la detención del rapero Pablo Hasél
Disturbios en Barcelona por la detención del rapero Pablo Hasél - Sputnik Mundo, 1920, 19.02.2021
Síguenos en
MADRID (Sputnik) — Las protestas contra el encarcelamiento del rapero Pablo Hasél derivaron en una oleada de disturbios en las principales ciudades de España, que dejaron hasta el momento un balance de casi 90 detenidos y un centenar de heridos, un tercio de ellos policías.
Entre las personas heridas destaca el caso de una joven que perdió un ojo en Barcelona tras recibir el impacto de un proyectil de foam, lo que pone en el disparadero a los Mossos d'Esquadra —la Policía autonómica de Cataluña—, cuya actuación está siendo cuestionada desde distintos sectores.
Asimismo, en los últimos días las redes sociales se llenaron de vídeos en los que puede apreciarse actuaciones desproporcionadas por parte de unidades antidisturbios de la Policía Nacional en Madrid o Valencia, quedando grabados golpes de porra a manifestantes que no participaban en los altercados o cargas contra marchas que avanzaban de forma pacífica.
Protesta contra el encarcelamiento del rapero español Pablo Hasel - Sputnik Mundo, 1920, 19.02.2021
España
Se intensifican las protestas contra la detención de Pablo Hasél
Además, todo esto se produce menos de una semana después de los sucesos de Linares (Jaen), donde un joven fue herido con munición real —seis postas disparadas presuntamente por error— durante unas protestas dirigidas precisamente contra los abusos policiales después de que dos agentes fuera de servicio dieran una paliza a un hombre y golpearan a su hija menor de edad en un bar del municipio.

Críticas desde las instituciones

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, calificó como "inadmisibles" los disturbios de los últimos días, que a su modo de ver son responsabilidad exclusiva de grupos de manifestantes violentos cuya actuación debe ser respondida "con contundencia" desde los cuerpos de seguridad.
No comparten esa visión sus socios de Gobierno, los izquierdistas de Unidas Podemos (UP), que criticaron abiertamente la actuación policial.
"Nadie, por ir a una manifestación, tiene que quedar mutilado. Y nadie, por ir a una manifestación, debe recibir fuego real, como hemos visto en los últimos días", dijo Rafa Mayoral, portavoz de UP en el Congreso de los Diputados y uno de los colaboradores más cercanos de Pablo Iglesias, vicepresidente segundo del Gobierno.
Otro diputado de Unidas Podemos, Enrique Santiago —secretario general del Partido Comunista—, fue un más allá, afirmando que algunos agentes actúan "alentados por la extrema derecha" para "ignorar su función de neutralidad", algo a su modo de ver se traduce en un "comportamiento indebido" ante protestas "antifascistas" mientras "las manifestaciones antisemitas quedan totalmente impunes".
Este tipo de manifestaciones fueron condenadas con dureza desde la bancada de la derecha, que en las últimas horas pidió en bloque, y de forma muy insistente, el cese de Pablo Iglesias como vicepresidente.
Protestas en España por el encarcelamiento de Pablo Hasél - Sputnik Mundo, 1920, 18.02.2021
España
La violencia protagoniza las protestas contra la detención de Pablo Hasél
Sin embargo, no todos los representantes institucionales que criticaron la actuación policial son de Podemos. El alcalde de Valencia, Joan Ribó —de la formación progresista Compromís— lamentó el desempeño de los agentes antidisturbios en su ciudad, asegurando que llevaron a cabo "una actuación desproporcionada" que "no aumenta la seguridad" pero sí "aumenta la crispación social de forma gratuita".
El consejero de Interior de Cataluña, Miquel Samper, —de la formación independentista conservadora JxCAT— también afirmó que se debe revisar el modelo de orden público de forma "inaplazable" y "urgente" tras los sucesos de estos días.
"Una manifestación en pleno siglo XXI no puede acabar con una persona lesionada de gravedad", añadió el máximo responsable político de la policía Catalana, en referencia a la joven que perdió un ojo en Barcelona.
Amnistía Internacional invitó al Gobierno de Cataluña, que ya anunció una investigación para esclarecer los hechos, a dar "un mensaje claro y contundente de que los casos de exceso o desproporcionalidad de la fuerza por parte de agentes policiales no quedan impunes".
Desde la organización en defensa de los derechos humanos Irídia —que representa a la joven herida— denuncian que es necesario abrir un debate sobre las herramientas utilizadas por los agentes durante las manifestaciones y, sobre todo, crear mecanismos para la rendición de cuentas ante los abusos.

La polémica del foam

Los Mossos d'Esquadra utilizan proyectiles de foam desde el año 2014, cuando el Parlamento de Cataluña decidió prohibir las pelotas de goma a raíz del caso de Ester Quintana, una manifestante que también perdió un ojo durante la huelga general de 2012.
En la historia reciente de España abundan los casos similares. Este mismo mes de enero, el Tribunal Supremo confirmó la condena de dos años de prisión a un miembro de la Ertzaintza —la policía del País Vasco— por la muerte en 2012 de Íñigo Cabacas, un aficionado del Athletic de Bilbao golpeado en la cabeza por una pelota de goma durante unas cargas policiales tras un encuentro de Europa League.
Violentos disturbios en Cataluña por la detención del rapero Pablo Hasél - Sputnik Mundo, 1920, 17.02.2021
España
Las autoridades catalanas atribuyen los altercados en Barcelona a grupos organizados
Otro caso destacado es el de Roger Español, que perdió un ojo en los enfrentamientos tras el referéndum del 1 de octubre de 2017 en Cataluña al ser golpeado por una pelota de goma de la Policía Nacional, que se desplegó en Barcelona con un material prohibido para las autoridades locales.
Tras estos sucesos, los cuerpos de Cataluña y el País Vasco —los nacionales no— sustituyeron las pelotas de goma por los proyectiles de foam, hechos de un material viscoelástico que no rebota contra el suelo, lo que permite aumentar la precisión en su empleo.
En teoría, al no rebotar, estos proyectiles se dirigen hacia donde apunta el agente con su mira telescópica. Por ello, desde Iríada están convencidos de que el impacto en el ojo de la joven de Barcelona es un caso de abuso de la fuerza, ya que los Mossos tienen prohibido apuntar el foam por encima de la cintura.
En consecuencia, la organización insiste en pedir al Gobierno catalán la búsqueda de "posibles alternativas al foam", pero vigilando que esto no derive en el uso más habitual de otras técnicas "altamente lesivas" como los gases lacrimógenos, cañones de agua, o los espráis de pimienta.

Hartazgo policial

Esta petición encuentra resistencias desde los Mossos d"Esquadra, que no solo rechazan de plano la posibilidad de dejar de lado el foam, sino que piden más herramientas para contener a los manifestantes, de los que afirman "cada vez son más violentos"
"Vemos gente cada vez más proactiva en los ataques a la policía, grupos organizados y sin miedo. El foam es mucho más quirúrgico que las pelotas de goma, y desde que se aprobó su uso, a pesar de lo que se pueda estar diciendo, los agentes consideran que esta herramienta no es suficiente para dispersar a la masa violenta", afirma en conversación con Sputnik Inma Viudes, portavoz del sindicato policial SAP-FEPOL.
Pese a esta valoración, la portavoz sindical dice que los agentes "no se oponen a un debate técnico para valorar qué herramientas son las efectivas", pero sí piden una mayor "seguridad jurídica" para "no ser objeto de debate permanente" por usar técnicas avaladas desde el Parlamento de Cataluña.
En ese sentido, Inma Viudes lamenta las críticas vertidas contra Mossos desde el propio Gobierno catalán, que hacen sentir "desamparo institucional" a unos funcionarios "ya cansados de estar sobrexpuestos a los vaivenes de la política".
Pablo Hasel, el cantante de rap - Sputnik Mundo, 1920, 18.02.2021
España
Podemos presenta una petición de indulto para el rapero español Pablo Hasél
Según su relato, esa sobrexposición comienza en agosto de 2017, con los atentados yihadistas en Cataluña, y continúa meses más tarde con el referéndum del 1 de octubre —donde los Mossos se movían en un frágil equilibrio entre hacer caso a los jueces o a sus líderes políticos—, prosiguiendo con los fuertes disturbios de 2019 tras la condena a los responsables del proceso independentista en protestas alentadas por la propia Generalitat.
"Después de todo esto, vemos unas declaraciones incendiarias de nuestro propio consejero, que como mínimo debería abanderar una cierta defensa corporativa. Si unes todo, esto genera un cóctel que lamentablemente acabará explotando", afirma
"Nosotros no tenemos derecho a huelga, pero no podemos descartar que llegue el día en que la gente se canse de todo y deje de trabajar con otras estrategias, como podría ser no coger el teléfono y dejar de acudir cuando se nos llama. Es algo que está sonando en el cuerpo", añade Viudes.
Este hartazgo policial se une al hartazgo social —evidenciado con el humo de las barricadas en los disturbios de los últimos días— para crear un escenario de alta complejidad que el Gobierno de España afronta dividido, todo ello con una oposición dispuesta a sacar rédito político y con la música de fondo de las organizaciones civiles que piden depurar responsabilidades ante los abusos.
Lo último
0
Recientes primeroAntiguos primero
loader
Para participar en la conversación,
inicie sesión o regístrese.
loader
Chats
Заголовок открываемого материала