Se ha registrado correctamente
Por favor, haga clic en el enlace del correo electrónico enviado a
 - Sputnik Mundo, 1920
Qué pasa
La incertidumbre se apodera del mundo cada vez más. En Sputnik tomamos distancia para poder explicarte lo que está sucediendo. Análisis y opiniones de voces autorizadas sobre los asuntos más relevantes a nivel global. 15 minutos, de lunes a sábados.

Navalni a prisión: "La televisión pública española da mucha vergüenza"

Navalni a prisión: "La televisión pública española da mucha vergüenza"
Síguenos en
El mantra se repite: los líderes occidentales, con la artillería extra que además les proporcionan sus medios de comunicación estatales y privados, exigen a Rusia la liberación del bloguero Alexéi Navalni invocando cuestiones políticas y el derecho a la libertad de expresión, cuando la condena y encarcelamiento es producto de acciones delictivas.

El bloguero y la justicia

Tocar el piano: en lunfardo –argot– del Río de la Plata significa 'entintar los dedos para que la Policía tome las impresiones dactilares e imprimirlas en la ficha respectiva del delincuente para registrarlas'. Es decir, apoyar los cinco dedos en la plantilla de impresión de las huellas, simula la postura de las manos sobre el teclado de un piano, y de ahí el tono poéticamente humorístico de describir la situación.
Serguéi Lavrov, canciller de Rusia - Sputnik Mundo, 1920, 03.02.2021
Internacional
Lavrov afirma que el Occidente se pasa de histérico con el caso Navalni
Y Navalni sabe de sobra esto de 'tocar el piano', tras encadenar una serie de delitos, y los más recientes de su cosecha han sido los de violar la libertad condicional. Y así como Navalni ha mostrado esa 'pericia musical', los líderes y medios de Occidente no han querido ser menos y también quisieron demostrar esas habilidades, en una suerte de canon con unas partituras escritas en Berlín, revisadas por París, y bajo la batuta de Washington.
En una formación coral desafinada, los líderes piaron en Twitter y los medios del main stream transcribieron y emitieron el ostinato: por eso las 'notas musicales' son recurrentes. Entre otros pregoneros, destacaron el presidente de Francia, Emmanel Macron, los primeros ministros de Reino Unido y Austria, Boris Johnson y Sebastian Kurz respectivamente, la presidenta de la Comisión Europea, la alemana Ursula Von der Leyen, y el jefe de la diplomacia europea, el español Josep Borrell.
El ostinato versó en la "condena a la sentencia" al convicto, su "liberación inmediata y sin condiciones", "el respeto a los derechos humanos", "el respeto a los compromisos internacionales [¿?]", o "el fin de la violencia contra los manifestantes".
Al respecto, el analista internacional Carlos Martínez sentencia que los líderes occidentales mienten a sabiendas. "Mienten manteniendo un discurso por el que se trata de engañar a su propia población y así justificar un renacimiento de la Guerra Fría. Mienten porque saben que sus países no están en situación de dar ejemplo en ninguno de estos temas".
Alexéi Navalni, activista opositor ruso - Sputnik Mundo, 1920, 04.02.2021
Internacional
Senador ruso: el Congreso de EEUU intenta injerir en el proceso judicial a Navalni
Entonces, el experto acude a un ejemplo concreto de corrupción en España vinculado al caso Gürtel y el conocido como 'los papeles de Bárcenas', y que alude a Luis Bárcenas, extesorero, entre otros cargos, del Partido Popular, sobre la financiación ilegal de esa facción política.
"Yo no quiero pensar que en el caso de que el presidente de Rusia, Vladímir Putin, o su ministro de Exteriores, Serguéi Lavrov, dijeran que Bárcenas, Correa [caso Gürtel], o cualquiera de estos 'chorizos' del Partido Popular [PP], o sea de la oposición, están en la cárcel como presos políticos: sería un escándalo monumental. Pues básicamente hacen lo mismo ellos, con la diferencia que en Rusia o en cualquier parte del mundo saben, que Bárcenas, Correa, o todos estos del PP son unos ladrones", indica el experto.
En este punto, Martínez hace un matiz. "Sin embargo, fuera de las fronteras de Rusia muy poca gente conoce el pasado de Navalni y por qué ha sido condenado. A Putin, al que muchas veces acusan en ámbitos más o menos cercanos a la izquierda, de ser un autoritario, de ser de derechas, etc., se hacen en base a mentiras del propio Navalni que es un personaje que ha estado ligado a la extrema derecha, al racismo o a la xenofobia, y a la corrupción más profunda.

Las fake news de medios occidentales

Pero sin dudas los argumentos de los políticos europeos que se llevan la medalla de oro son que "Navalni no debe haber sido arrestado y llevado ante la justicia, porque la condena que sirvió de base para la sentencia de prisión de hoy ya fue declarada por el Tribunal Europeo de Derechos Humanos como arbitraria e infundada", o que "un desacuerdo político no es un crimen".
Ministerio de Asuntos Exteriores de Rusia - Sputnik Mundo, 1920, 02.02.2021
Internacional
Rusia pide a Occidente no intervenir en sus asuntos internos en referencia al caso Navalni
Entonces, la pregunta que surge es: ¿desde cuándo los delitos de estafa, de apropiación ilícita de fondos, o la reiterada violación de la libertad condicional, son delitos políticamente motivados, cuya condena es arbitraria e infundada? Está claro que los parámetros de la 'justicia' o los 'justicieros' de Europa es la que tiene un sesgo políticamente motivado, y no al revés. Por eso la respuesta de la portavoz de Exteriores de Rusia, María Zajárova, sobre que los llamados de países occidentales muestran su "desapego de la realidad" o "sesgo político".
En este apartado es donde los medios occidentales con sus fake news le hacen el caldo gordo a Navalni y a los políticos. De otra manera no se podría entender que un medio afirme que Alexéi Navalni, es el principal adversario del presidente Vladímir Putin, cuando su porcentaje de preferencia entre el electorado ruso oscila entre un 2% y un 5%, o lo que es más grave, poniendo en tela de juicio a las instituciones judiciales de Rusia al manifestar que la condena es "por un presunto delito de estafa y blanqueo de capitales". 'Presunto', escribe el periodista.
"Aquí hay una cosa que llama mucho la atención y es el doble rasero, y la televisión pública española que me da mucha vergüenza", subraya el analista.
Abunda que desde RTVE se ha afirmado que la Policía de Rusia había utilizado una violencia excesiva contra los manifestantes, cuando lo que en realidad se ha visto a la Policía rusa que toman a los manifestantes y se los llevan del brazo al furgón, excepto en aquellos casos que los manifestantes se resisten violentamente.
El experto señala que en España es inimaginable que los policías se lleven del brazo a los manifestantes de una protesta no autorizada: "Si la Policía dice a un manifestante que no puedes estar ahí, que te disuelvas y no te disuelves, te pegan un porrazo. Aquí no existe esa imagen que hemos visto en la Policía en Moscú llevando a la gente del brazo: no, aquí no disuelven de esa manera, aquí disuelven a porrazos. Entonces llama mucho la atención que Borrell, que es español, haga esos llamados cuando aquí constantemente la Policía pega y maltrata a los manifestantes siguiendo una antigua tradición franquista, contra lo cual los sucesivos Gobiernos de PSOE, y de [Unidas] Podemos también, no han hecho nada".
A propósito del doble rasero mencionado por el analista, la televisión pública española [RTVE], a diferencia de Sputnik que en sus informaciones siempre ubica las dos versiones del episodio de Navalni, es decir, la de las autoridades rusas sobre una descompensación metabólica en el vuelo, y la alemana sobre el presunto envenenamiento, RTVE afirma categóricamente que se trató de un envenenamiento, y no brinda la versión rusa del suceso, como marcan los principios del periodismo.
"El político ruso fue intoxicado en Siberia en agosto con un agente nervioso del grupo Novichok, una sustancia prohibida en 2019 por la Organización para la Prohibición de Armas Químicas (OPAQ). Con esta misma sustancia fue envenenado el antiguo agente ruso Serguéi Skripal en 2018 en Reino Unido. El Gobierno británico atribuye esta acción a Rusia 'con alta probabilidad'", se puede leer en la web de la televisión pública española.
Por supuesto que RTVE no presenta pruebas sobre tales afirmaciones, para empezar, porque la propia Alemania no las ha presentado, ni a Rusia ni a nadie. Recordemos que en lugar de eso, Berlín lanzó una danza de teorías conspiranoicas: primero que la sustancia estaba en el vaso del té, luego dijeron que en unas botellas de agua, para finalizar con los calzoncillos del bloguero convicto.
El bloguero opositor ruso, Alexéi Navalni - Sputnik Mundo, 1920, 05.02.2021
Internacional
Europa, el virus Navalni y la vacuna rusa
"No quiero pensar si Sputnik o RT mintieran de manera tan descarada sobre los independentistas catalanes, con lo de los raperos españoles, con los chalecos amarillos franceses, si contaran una mentira para favorecer ciertas manifestaciones: ya te digo que sin duda alguna sería primera página y portada en todos los medios audiovisuales y escritos", advierte el analista.
"De hecho también se acusó a Sputnik y a RT de favorecer el movimiento independentista catalán, y sé que en esos medios hay noticias de ese movimiento, pero son noticias hasta demasiado blandas o neutrales, o demasiado frías. En ningún momento tienen un apoyo al movimiento independentista catalán. Por cierto, yo no soy independentista catalán, pero hay que ver el uso de la fuerza que ha habido en Cataluña, comparando con el uso contra los seguidores de Navalni. Pero claro, los violentos son los policías rusos. ¿Qué locura es esta? Esto del periodismo tiene que ser como un juicio en los tribunales: la verdad se halla porque oyes una versión y la otra. Pues bien, en los medios occidentales sólo se da una versión sistemáticamente, y se oculta la otra. Y eso es también una forma de censura, pero sobre todo, y lo que es peor, es una manipulación informativa", concluye Carlos Martínez.
Lo último
0
Recientes primeroAntiguos primero
loader
Para participar en la conversación,
inicie sesión o regístrese.
loader
Chats
Заголовок открываемого материала