¡Usted se ha registrado con éxito!
Por favor, haga clic en el enlace del correo electrónico enviado a
Zona Violeta - Sputnik Mundo
Zona Violeta
Estilo de vida, tendencias, consejos para mejorar tu salud y eventos culturales en América Latina.

La impronta de los catalanes en Cuba, desde el siglo XVIII hasta hoy

La impronta de los catalanes en Cuba, desde el siglo XVIII hasta hoy
Síguenos en
La historia de Cuba y la de Cataluña están muy emparentadas. En La Habana es notoria la huella catalana en el ron, el tabaco, la caña de azúcar y la arquitectura. Pero también la comunidad española se vio influenciada por la isla, donde se escribió la primera constitución catalana y se diseñó la bandera independentista, muy similar a la cubana.
Los catalanes comenzaron a emigrar a Cuba a finales del siglo XVIII, en busca de fortuna, y muchos de ellos lo lograron. El ron de la familia Bacardí y el tabaco de la familia Partagás son algunos de esos ejemplos. Pero también se ve su influencia en la arquitectura, especialmente en la Habana Vieja.
En su informe, la corresponsal de Sputnik en Cuba, Danay Galletti Hernández, habló con varios descendientes de aquellos catalanes que llegaron hace varias generaciones a la isla.
Zona Violeta - Sputnik Mundo
Zona Violeta
El Hotel Nacional de Cuba, un icono legendario del país
"Mi familia llegó aquí en el 1838, con mi 'tataratío abuelo' Conrado Sóller y sus hijos. Se instalan en Camagüey, donde abrieron un rancho de res, una vaquería como le llaman en Cuba, porque era de los pocos negocios que no involucraba tener mano de obra esclava", contó el catalán Peter Sóller, radicado hace seis años en el país, pero cuya familia se instaló en la isla en el siglo XIX.
Según Galletti Hernández, el modernismo llegó a Cuba "bajo los influjos" de la colonia catalana. Algunas de las edificaciones que lo reflejan son el actual Hotel Palacio Cueto —diseñado en 1905 por el proyectista Arturo Marqués y ubicado en la Habana Vieja— y la Casa de Dámaso Gutiérrez Cano, cuya escalinata recuerda la del Parque Güell.
Desde mediados del siglo XIX coexistieron en Cuba las Sociedades de Beneficencia por regiones españolas, entre ellas la catalana, que fue constituida el 1 de agosto de 1841 y es considerada la entidad de ayuda social más antigua del mundo. Actualmente tiene más de 1.000 socios que participan en habaneras, celebraciones de Saint Jordi, lecturas de poesía, conciertos y la peña barcelonista.
"Se creó la escuela de baile, tenemos un coro, un cuarteto de habaneras, damos clases de catalán y tenemos un archivo histórico de Cataluña que se está digitalizando. Se fue adaptando más a promover la cultura catalana, aunque sigue con sus fines benéficos", concluyó María Dolores Rosich Leal, actual presidenta de la Sociedad de Beneficencia de Naturales de Cataluña.
Esto y más en Zona Violeta.
Lo último
0
Recientes primeroAntiguos primero
loader
EN VIVO
Заголовок открываемого материала
Para participar en la conversación,
inicie sesión o regístrese.
loader
Chats
Заголовок открываемого материала