¡Usted se ha registrado con éxito!
Por favor, haga clic en el enlace del correo electrónico enviado a
 - Sputnik Mundo
Internacional
Todas las noticias mundiales en un mismo portal informativo. Sigue de cerca lo que pasa en diferentes regiones del mundo.

Un satélite israelí del tamaño de una caja de zapatos estudiará la radiación cósmica | Vídeo, fotos

Síguenos en
TEL AVIV (Sputnik) — Un nanosatélite desarrollado por la Universidad de Tel Aviv será lanzado al espacio en el primer trimestre del 2021 para estudiar la radiación cósmica alrededor de la tierra y proteger a los seres humanos de sus efectos.

"Una de las características más interesantes de nuestro satélite es su tamaño; estamos acostumbrados a que los satélites pesen toneladas, y las dimensiones de este son las de una caja de zapatos, de 10 por 10 por 30 centímetros y pesa solo dos kilos y medio", explicó a Sputnik el doctor Ofer Amrani, director del laboratorio de satélites en miniatura de la Universidad de Tel Aviv.

​Y agregó: "Se trata de un nanosatélite de la variedad CubeSat, y la otra característica interesante es que el TAU-SAT1 es el primer nanosatélite diseñado, construido y probado de forma independiente en el ámbito académico en Israel".

¿Investigar la radiación cósmica?

"Los seres humanos acabaremos saliendo del planeta y yendo más allá, no es una pregunta si lo haremos, sino de cuándo lo haremos, y nosotros hemos querido investigar a qué radiación cósmica se van a exponer los humanos cuando den ese paso", explicó Amrani.

​El profesor señaló que nos encontramos en una fase en la que lanzar un satélite ya no es ni tan caro ni tan complejo como hace pocos años, "se puede hacer por unos 50.000 dólares por kilo", indicó, y de ahí el interés y la posibilidad de diferentes cuerpos investigadores y hasta individuos en "hacer autostop. Porque, literalmente", dijo el profesor, "nosotros hacemos autostop con nuestro satélite".

Autostop espacial

El TAU-SAT1, que se encuentra actualmente en proceso de pruebas previas al vuelo en la agencia espacial japonesa JAXA, será enviado a Estados Unidos donde será lanzado a bordo de una nave de reabastecimiento de la NASA, que llevará otras cosas además del satélite israelí, con destino a la Estación Espacial Internacional a principios del próximo año.

Una vez en la estación, un brazo robótico liberará al TAU-SAT1 a una altitud de 400 kilómetros sobre la Tierra. El nanosatélite orbitará el planeta a una velocidad de 27.600 kilómetros por hora, o lo que es igual a 7,6 kilómetros por segundo. A esa velocidad, el satélite completará una órbita alrededor de la Tierra cada 90 minutos.

El doctor Amrani explicó que, para recolectar los datos que producirá el TAU-SAT1, los científicos construyeron una estación satelital en el techo del edificio de la facultad de Ingeniería, que incluye una serie de antenas y un sistema de control automatizado.

"Cuando el TAU-SAT1 pase sobre Israel, es decir, dentro de un radio de unos pocos miles de kilómetros de rango de recepción, las antenas rastrearán la órbita y se producirá un proceso de transmisión de datos entre el satélite y la estación", señaló.

Las partículas de alta energía que se mueven en el espacio y que se originan a partir de la radiación cósmica son el objetivo de la investigación del equipo de Amrani, que monitoriza esa radiación. "Y nuestra premisa es que el espacio es un entorno hostil, no solo para los seres humanos sino también para los sistemas electrónicos", explicó el académico.

La Luna y su reflejo en agua - Sputnik Mundo
Un científico revela cómo será posible protegerse de la radiación en la Luna y Marte
"La información científica recopilada por nuestro satélite permitirá diseñar medios de protección para astronautas y sistemas espaciales. Con este fin, incorporamos una serie de experimentos en el satélite, que fueron desarrollados por el Departamento de Medio Ambiente Espacial en el Centro de Investigación Nuclear de Soreq", agregó.

El satélite también servirá como relé espacial para estaciones de radio amateur en todo el mundo. "Gracias al abaratamiento de los costes y a la mejora de los materiales electrónicos, vivimos una revolución en el campo del espacio civil: el espacio está abierto a todo el mundo ahora, no solo a los gobiernos y a las grandes empresas", enfatizó Amrani.

Se espera que el satélite permanezca operativo durante varios meses antes de que comience a perder velocidad debido a la resistencia atmosférica, lo que hará que se queme en la atmósfera y regrese a la tierra como polvo estelar.

Lo último
0
Recientes primeroAntiguos primero
loader
EN VIVO
Заголовок открываемого материала
Para participar en la conversación,
inicie sesión o regístrese.
loader
Chats
Заголовок открываемого материала