Se ha registrado correctamente
Por favor, haga clic en el enlace del correo electrónico enviado a
Radio
Noticias de último momento, temas de actualidad política, económica y social. Análisis de expertos. Programas producidos y realizados por destacados periodistas desde los estudios de Sputnik en Moscú y Montevideo.

Coronavirus y altitud: ¿afecta menos a ciudades que están en la altura?

Coronavirus y altitud: ¿afecta menos a ciudades que están en la altura?
Síguenos en
Un estudio que analizó datos epidemiológicos del COVID-19 en Bolivia, Ecuador y el Tíbet comprobó que en las regiones altas, por encima de los 2.500 metros sobre el nivel del mar, la propagación del virus es más lenta. La radiación ultravioleta, la baja presión atmosférica y la genética de los habitantes serían algunas de las explicaciones.

Un estudio realizado por investigadores de Australia, Bolivia, Canadá y Suiza, publicado en la revista Respiratory Physiology & Neurobiology, demostró una menor incidencia del nuevo coronavirus en ciudades altas, como La Paz y Quito, en comparación con zonas más bajas de Bolivia y Ecuador. También la región del Tíbet en China —la más alta del planeta— registró cifras más bajas que el resto del país.

Ensayo clínico de COVIDIOL en Córdoba, España - Sputnik Mundo
Vitamina D, una aliada indispensable para frenar la letalidad de la pandemia
"Resulta que en las ciudades bajas como Santa Cruz tenemos alrededor del 80% de los casos de coronavirus. En las zonas de altitud tenemos ocho veces menos infectados. Esto lo atribuyo, en gran parte, a la fuerte radiación ultravioleta que hay en la altura y que ayuda a esterilizar los ambientes", explicó Gustavo Zubieta-Calleja, coautor del estudio y director del Instituto Pulmonar y Patología de la Altura (IPPA) en La Paz.

En las regiones altas la radiación ultravioleta proveniente del Sol es extrema, lo que permite que el virus viva menos tiempo en las superficies y en el aire. Por lo tanto, su propagación es más baja. Pero esta no sería la única razón, ya que también influyen el ambiente seco y la baja presión atmosférica.

"La densidad del aire en los lugares altos es menor porque la presión atmosférica dispersa más las moléculas en la superficie de la Tierra, y no están tan acumuladas como en lugares más bajos. Por esto mismo el virus podría tener partículas mucho más distanciadas una de la otra lo que disminuye el riesgo de contagio", indicó la médica e investigadora del IPPA Natalia Zubieta.

Sulin Sarango llora la muerte de su padre, víctima del coronavirus, en  Chanduy, Ecuador - Sputnik Mundo
América Latina
El epicentro de la pandemia se desplaza a América Latina
Por último, existe un tercer factor que contribuiría a disminuir la propagación del coronavirus en la altitud, relacionado a la genética de los habitantes de estas regiones.

"Tanto estudios pulmonares en humanos como experimentales en animales que fueron sometidos a valores de hipoxia, es decir, de disminución de la presión de oxígeno, evidenciaron un cambio en sus receptores ACE2 que funcionan como la puerta de entrada de los virus. En los lugares más altos las personas tendrían menos de estos receptores y por lo tanto menos puertas para que entre el SARS-CoV-2", concluyó Zubieta.

Lo último
0
Recientes primeroAntiguos primero
loader
Para participar en la conversación,
inicie sesión o regístrese.
loader
Chats
Заголовок открываемого материала