Se ha registrado correctamente
Por favor, haga clic en el enlace del correo electrónico enviado a
 - Sputnik Mundo
Internacional
Todas las noticias mundiales en un mismo portal informativo. Sigue de cerca lo que pasa en diferentes regiones del mundo.

La tercera guerra de Irak

Síguenos en
Los acontecimientos de los últimos días en Irak son el comienzo de una tercera guerra en este país asiático, en opinión de muchos. El inesperado estallido de la actividad islamista amenaza con graves consecuencias para toda la región, advierte hoy Vedomosti.

Los acontecimientos de los últimos días en Irak son el comienzo de una tercera guerra en este país asiático, en opinión de muchos. El inesperado estallido de la actividad islamista amenaza con graves consecuencias para toda la región, advierte hoy Vedomosti.

El llamado Estado Islámico de Irak y el Levante responsable del reciente ataque a Mosul es un grupo bien organizado y vinculado a Al Qaeda que combate contra las fuerzas del presidente Bashar Asad en Siria, recuerda el diario.

Según algunos analistas, la inesperada ofensiva yihadista está relacionada con el triunfo de Asad en las elecciones presidenciales en Siria. Por otro lado, los comicios al Parlamento iraquí celebrados en pasado abril reforzaron las posiciones del actual primer ministro Al Maliki aumentando el descontento de los suníes.

La creciente inestabilidad en Irak afectará a la totalidad de la región, alertan los expertos. Un brote de la violencia bastaría para alterar el ya de por sí delicado equilibrio entre las tres principales fuerzas del país, los kurdos en el norte, los suníes en el centro y los chiíes en el sur.

El avance islamista pondría a Irak al borde de una guerra civil a gran escala que amenazaría no solo con la desintegración de este país, sino también del llamado cinturón chií (Irak, Irán, Siria y Líbano), si los extremistas suníes logran hacerse con el control de grandes zonas en esos países.

Bagdad, que tiene pocos recursos para resolver la crisis, ha pedido ya ayuda a la comunidad internacional. Pero, tal como ha mostrado el conflicto sirio, Occidente y en primer lugar EEUU no quiere implicarse en acciones de guerra, sostiene el rotativo.

La retirada de Irak fue una parte importantísima del programa político del presidente Barack Obama, por lo que no cabe hablar del regreso de las tropas estadounidenses. En cuanto al envío de armas y el simbólico viaje del portaaviones George Bush hacia el golfo Pérsico, apenas son capaces de repercutir en la situación.

Ante este escenario, se ve muy probable el incremento del papel de Irán en la región. Al menos dos batallones de los Guardianes de la Revolución Islámica participaron en los combates de Tikrit el jueves pasado, según The Wall Street Journal.

La implicación de Teherán en la estabilización de Irak no se contradice con los intereses de Europa y EEUU que se han volcado últimamente en la recuperación de los vínculos con la República Islámica, subraya Vedomosti.

Por otra parte, la estabilización de Irak podría disparar las importaciones de armamento ruso por parte de Bagdad, opina Konstantín Makienko, del Centro de Análisis de Estrategias y Tecnologías.

Las armas rusas son más baratas, más fáciles de manejar y mejor adaptadas a este tipo de conflictos, explica el experto. 

Lo último
0
Recientes primeroAntiguos primero
loader
Para participar en la conversación,
inicie sesión o regístrese.
loader
Chats
Заголовок открываемого материала