Se ha registrado correctamente
Por favor, haga clic en el enlace del correo electrónico enviado a

Putin hablará en otro tono con EEUU y la OTAN sobre el escudo antimisiles en Europa

© RIA Novosti . Sergei KirkachArmando Pérez
Armando Pérez - Sputnik Mundo
Síguenos en
La nominación el pasado domingo, de Vladimir Putin como candidato del Partido Rusia Unida a las elecciones presidenciales, en marzo de 2012, condicionará cambios importantes en las relaciones de Rusia con Estados Unidos y la OTAN, en lo que respecta a seguridad estratégica en el Viejo Continente.

La nominación el pasado domingo de Vladimir Putin, como candidato del Partido Rusia Unida a las elecciones presidenciales en marzo de 2012, condicionará cambios importantes en las relaciones  de Rusia con Estados Unidos y la OTAN, en lo que respecta a seguridad estratégica en el Viejo Continente.

Según expertos, Putin es uno de los políticos en Rusia que más desconfía de los  planes de EEUU de crear, con el consentimiento de los países miembros de la OTAN, un escudo antimisiles (DAM) en Europa, supuestamente  para defender a sus aliados de ataques de misiles lanzados por gobiernos hostiles, más que todo por parte de Irán, y Corea del Norte, en menor medida.

Sobre todo a hora cuando quedó claro que EEUU sólo piensa en establecer su hegemonía nuclear estableciendo un paraguas contra misiles a nivel global.

Los recelos de Putin comenzaron tras el rechazo de la OTAN a la propuesta presentada el año pasado por el actual presidente ruso Dmitri Medvédev sobre el DAM, en la cumbre del Consejo Rusia-OTAN en Lisboa.

Entonces, Medvédev propuso la creación conjunta (Rusia-OTAN) de un escudo antimisiles, de tal manera que Rusia a partir de su territorio, defendiera el flanco suroccidental de Europa, y la OTAN el norte y oriente.

Pero EEUU y OTAN simplemente ignoraron la propuesta de Medvédev, y hasta el momento, el argumento que se expone es que el bloque atlántico no puede delegar asuntos relacionados con su seguridad y defensa a un país (Rusia), que no sea miembro de la alianza.

Sin explicar en concreto en el papel que puede desempeñar Rusia, EEUU continúa con sus planes concertando con los gobiernos de países europeos acuerdos sobre el emplazamiento de radares y agrupación de misiles interceptores en Rumania, Bulgaria, Polonia, Turquía y en perspectiva, en España.

Estos planes incluye también la permanencia de buques estadounidenses con misiles interceptores en aguas del mar Negro, Mediterráneo, Báltico, y Mar del Norte, es decir, a lo largo de toda la costa europea de Rusia. 

Y a medida que el diálogo entre EEUU y la OTAN con Rusia sobre el DAM permanece estancado, en Moscú aumenta la desconfianza en cuanto a la aplicación que tendrá el escudo una vez sea operativo.

Tal vez por esa razón, en reiteradas ocasiones, Moscú pidió y sigue pidiendo tanto a EEUU como a la OTAN garantías jurídicas de que el DAN europeo no está dirigido contra Rusia, pero EEUU y la OTAN rechazan proporcionar cualquier tipo de garantías en la forma que pide el Kremlin.

Por lo visto, la última oportunidad se perdió, durante el pasado encuentro que sostuvieron Medvédev y el presidente estadounidenses Barack Obama en Honolulu, pues los presidentes no pudieron lograr un acuerdo al respecto.

Esto explica la reciente declaración de Medvédev cuando anunció el paquete de medidas asimétricas como respuesta al DAM, entre ellas, la posibilidad de que Rusia unilateralmente declare su salida del Tratado sobre la reducción de Armamento Estratégico Nuclear (START).

Entre otras medidas, Medvédev anunció el emplazamiento en las fronteras sur y occidentales sistemas de armamento ruso modernos en capacidad de destruir los radares y bases de misiles interceptores estadounidenses.

En concreto, Medvédev habló de que el enclave de Kaliningrado, entre Polonia y Lituania, Rusia instalará sistemas de misiles tácticos Skander de mayor rango de alcance, hasta 2.000 kilómetros, con cargas convencionales, e incluso con ojivas nucleares, lo que permitirá al ejército ruso abatir blancos prácticamente en cualquier lugar de Europa.

Para controlar la situación, también en Kaliningrado a partir del 29 de noviembre, entrará en funcionamiento experimental un radar de la clase “Don-2” en capacidad de detectar objetos en vuelo de un diámetro de apenas 50 centímetros a distancias de hasta 4.000 kilómetros.

Expertos militares citados por la prensa afirman que una vez en el Kremlin, además de implementar de forma inmediata las medidas anunciadas por Medvédev, Putin adoptará medidas más radicales para minimizar los efectos del escudo antimisiles que EEUU instalará en Europa.

Porque Putin y una parte importante de la élite militar rusa están absolutamente convencidos que el DAM en la forma y dimensiones que lo concibe el Pentágono está destinado exclusivamente a neutralizar a medio plazo, el potencial nuclear estratégico de Rusia y China.

Y ante esa perspectiva, Putin no le queda otra opción que poner en marcha todos los mecanismos posibles, políticos, diplomáticos y militares para impedir que Rusia pierda la invulnerabilidad que le confiere la posesión de uno de los arsenales nucleares más poderosos y destructivos del planeta.

Fuentes militares en el ministerio de Defensa de Rusia opinan que Putin puede de plano optar por la salida de Rusia del tratado START lo que permitirá al Kremlin poner en marcha una nueva concepción de defensa estratégica sin ningún tipo de impedimento legal.

A juicio de expertos, incrementando la producción de los nuevos misiles balísticos de emplazamiento móvil (en camiones) de combustible sólido y con ojivas múltiples hipersónicas de guiado autónomo como la versión modernizada de los Tópol-M y los nuevos misiles Yars, operativos a partir de 2015, serán imbatibles ante el DAM en cualquier tramo de su trayectoria, incluso en los primeros minutos del despegue cuando son más vulnerables a los misiles interceptores.

Los misiles Bulavá de emplazamiento en submarinos proyecto 955, de la clase “Borei” pueden portar más ojivas múltiples que los Tópol-M y Yars, serán el gran desafío para el DAM de EEUU y la OTAN porque si los satélites estadounidenses pueden detectar la salida de estos submarinos de sus base, después en mar abierto es muy difícil establecer su posición.

Lo que pasa es que después de varias inmersiones y travesías bajo el hielo ártico, será imposible localizar a los submarinos rusos sobre todo a los sumergibles Borei, construidos con tecnologías que los hace detectables a radares y sonares, prácticamente cuando ya han disparado sus misiles balísticos contra el potencial adversario.

Hasta el momento, no existen satélites, radares o estaciones de sonar o boyas flotantes en capacidad de detectar submarinos a través del hielo, y mucho menos sistemas en capacidad de controlar todo el litoral oceánico del planeta.

Por eso, mientras Rusia tenga  una flotilla adecuada de submarinos y misiles de emplazamiento móvil en continuo movimiento a lo largo y ancho de su territorio a presar del DAM en Europa y otras partes del mundo, Moscú tendrá garantizada el carácter disuasorio de su arsenal nuclear y esto será la tarea prioritaria para Putin.

Observadores en la prensa indicaron que el Kremlin cuenta con un buen arsenal de medidas políticas que en conjunto pueden obligar al gobierno estadounidense renunciar al DAM y optar por la cooperación con Rusia en materia de seguridad antimisiles.

Entre las medidas políticas, la prensa rusa indicó que Putin puede reconsiderar la cooperación militar con Irán en el sentido de vender los sistemas de defensa antiaérea S-300 que prohibió Medvédev.

En este caso para EEUU y el Pentágono los hipotéticos ataques de misiles iraníes adquirirá una dimensión más concreta y en consecuencia, el DAM Europeo deberá estar más adaptado a interceptar los misiles lanzados desde el territorio iraní, porque hasta el momento, el escudo estadounidense está diseñado para abatir los cohetes rusos.

LA OPINIÓN DEL AUTOR NO COINCIDE NECESARIAMENTE CON LA DE RIA NOVOSTI

La tormenta del programa nuclear iraní en el vaso de agua del informe de la OIEA

Siria puede seguir el destino de Libia

Los ataques preventivos de Netanyahu contra objetivos nucleares de Irán

EEUU reforzará su potencial militar en el Golfo Pérsico

La muerte de Gadafi y el futuro de la revolución Libia

La cruzada de EEUU para sembrar más democracia en Rusia

La ofensiva geopolítica de Turquía pone en guardia a todo Oriente Próximo

Las autoridades de EEUU todavía ocultan respuestas a incógnitas sobre el 11-S

Después de la campaña en Libia, Sarkozy amenaza con atacar a Irán

Países de la OTAN tuvieron que jugar sucio para ganar la guerra en Libia

Las razones de Chávez para sacar el oro y las divisas de Venezuela de los bancos de Occidente

Los experimentos sociales de Europa, desde la óptica de la violencia callejera en Inglaterra

La mala noticia es que EEUU dejó de ser un buen deudor

El riesgo de hacer la revolución con los antiguos aliados de Gadafi

El terrorismo de ultraderecha deja indefensa a Noruega y pone en su mira a Europa

A muchos rusos que no les molesta que Putin se quedó sin el premio Quadriga

Sudán del Sur nuevo estado soberano en mapa político mundial

El Consejo de Seguridad debe evitar resoluciones que agraven las guerras civiles

Siria necesita una coalición que defienda su revolución, pero nadie mueve un dedo

EEUU comienza negociaciones con su enemigo en Afganistán

Las cumbres entre Rusia y la Unión Europea cada vez deciden menos

Un triunfo de la revolución en Yemen puede traer sorpresas a Occidente

China puede sacar provecho de un divorcio entre EEUU y Pakistán

El terremoto de Japón anticipó señales que nadie puso atención

La venganza de Al Qaeda por la muerte de Bin Laden puede ser muy sangrienta

La muerte de Bin Laden únicamente levantó la popularidad del presidente Obama

La OTAN comienza la cacería contra Gadafi para ganar su guerra en Libia

Moscú lanza ofensiva para consolidar el mercado de helicópteros rusos en América Latina

Rusia necesita una “revolución” para conservar el liderazgo en el mercado mundial de carros de combate

Emisarios de África viajan a Trípoli y Bengasi para pactar un alto al fuego en Libia

Todavía sobran provocadores que incitar la intolerancia entre cristianos y musulmanes

Para sacar a Gadafi de Libia se necesita más que una zona de exclusión

El triunfo militar en Libia será otro fiasco político de Occidente en el tercer mundo

Los libios hacen la revolución, y otros se quedan con la plata

Las tentaciones de Barack Obama para invadir a Libia

Rusia pierde la guerra contra el juego de azar porque fiscales y policías protegen los casinos ilegales

Estados Unidos promete millones de dólares para que ocurran más revoluciones en el mundo

Los moscovitas quieren defenderse de los criminales pero la policía lo impide

Rusia mira con recelo las revoluciones en el mundo árabe

El atentado terrorista en Domodédovo destapa la vulnerabilidad de los aeropuertos de Rusia

Rusia Unida busca dividendos a costa de la momia de Lenin

Los rusos confían en que la reforma policial reforzará la seguridad pública

En Rusia asombra la preocupación en Occidente por la mala suerte de Jodorkovski

Rusia fue líder espacial en 2010, pero fracasó en su misión más importante

Rusia está en guerra contra la corrupción, pero los resultados no se ven por ninguna parte

En Rusia hay mucho nacionalismo, y nadie sabe por qué

Declaraciones de paz y planes de guerra entre la OTAN y Rusia

Mientras las partes oculten sus cartas, será imposible resolver el problema nuclear iraní

Maniobras con portaaviones y otros ingredientes para una guerra en la Península de Corea

Los secretos que puede revelar Víctor Bout a la justicia de EEUU

La “guerra de divisas” ya no la para nadie

La ley del vencedor y las pretensiones de Japón por las islas Kuriles

Rusia estará presente en Lisboa para aclarar las cosas con la OTAN

La gira de Chávez por Rusia, Ucrania y Bielorrusia y las elecciones en Venezuela en 2012

 

Lo último
0
Recientes primeroAntiguos primero
loader
Para participar en la conversación,
inicie sesión o regístrese.
loader
Chats
Заголовок открываемого материала